Ya están apunto de ponerse a la venta todos los dispositivos de Realidad Virtual, Oculus Rift, HTC Vive y por supuesto Sony también entrará en este mercado con su Play Station VR (Sony tan original como siempre a la hora de poner nombre a sus productos).

En primer lugar, el precio: 400€, frente a la competencia que ronda los 800€ y los 1000€ en el caso de Oculus Rift y HTC Vive respectivamente.

Un precio que en principio puede parecer poco, pero resulta que dentro del pack de PS VR no vienen incluídos elementos indispensables para muchos de los juegos, como son la cámara de Play Station o el Play Station Move, en concreto, Sony ha dicho que la cámara será OBLIGATORIA, esto significa el añadir unos 60€ más al precio, y saber el motivo por el que Sony no incluye dicha cámara en el pack si es estrictamente necesaria para jugar.

Anuncios
Anuncios

Después tenemos especificaciones técnicas: Resolución de 1080p y tasa de frames entre 90 y 120, esto último es imprescindible para evitar mareos y náuseas, cosa que ya ha avisado Sony que puede pasar al utilizar dispositivos de realidad virtual.

Pero, ¿Cómo hará la Play Station 4 para mover un juego a 1080p y a 120 frames por segundo, si apenas puede con sus juegos a 30 frames por segundo?

Desde Sony lo han solucionado de la siguiente forma: hay que añadirle a las gafas una especie de "dispositivo" que proporciona potencia de proceso adicional a la Play Station 4, además, como ya se vio en la Play Station Experience, los gráficos de los #Videojuegos que, en un principio estarán disponibles, tendrán unos gráficos dignos de una Play Station 2 o incluso una Nintendo 64, por otro lado, en dichas presentaciones se vio que los juegos tenían bastantes bugs y diversos problemas.

Anuncios

Además, se conoce el retraso, o "delay" que tendrá el dispositivo, es decir el tiempo que tardan las imágenes en llegar a las gafas desde la consola, en este caso el retraso será de unos 18 milisegundos, esto es bastante excesivo teniendo en cuenta que en los monitores normales y las TVs, dicho retraso esta en 1 milisegundo llegando a veces a los 4.

Sony también habla de que tiene unos 120 proyectos en marcha para sus gafas de realidad virtual, pero de momento se sabe poco de estos juegos, esperaremos entonces al próximo E3 donde seguro anunciarán algo.

De momento pocos motivos hay para hacerse con este dispositivo ya que apunta a ser realmente malo: juegos con gráficos desfasados, tecnología de dudosa calidad y un precio que se infla con los accesorios adicionales que no vienen incluidos. Solo queda esperar próximas noticias al respecto para determinar con certeza si este dispositivo merecerá la pena.