Desde hace un tiempo este juego, que ha dado un gran salto en ps4, está ocasionando una serie de errores que un compañía como Ubisoft no puede permitirse (a pesar del número de errores que cometen). Hace una semana, cerraron todos los accesos del juego respecto a online para agregar un pequeño parche (3 gigas) el cual iba a arreglar errores como las trampas de Kapkan, que se podían volver invisibles si realizabas unos pasos, un matchmaking muy mal estructurado, etc. Todo el mundo estaba ansioso por este querido parche que iba a hacer que un juego como tal, diese más rendimiento y más ganas de jugarlo.

Tras una espera (unos más que otros) de descarga e instalación de esos 3 gigas, vino lo peor.

Anuncios
Anuncios

Una serie de muchos errores empezaron a aparecer en Rainbow Six Siege, personas invisibles, ver a través de las paredes, etc. Pero no solo eso, si no que los errores de antes, no habían sido arreglados. El parche de 3 gigas contaba solamente con un espectacular mapa nuevo de un barco atascado en nieve, algunos arreglos de matchmaking y 2 personajes nuevos para desbloquear 7 días más tarde, y un par de cambios en la carga.

Con todo esto encima, los creadores del videojuego han tenido mucha suerte, pues los jugadores se han tomado a risa toda la cantidad de bugs que ha generado este parche. Obviamente quieren que se arregle para poder disfrutar al 100% de este juego, pues tiene un gran potencial, contando con entrenamiento, jugadores contra bots, jugadores contra otros jugadores, y partidas de rango, que te clasifican según vayas avanzando en las partidas.

Anuncios

Además, cuenta con un amplio número de personajes desbloqueables que cuenta cada uno con una historia bastante interesante. Cosa que no quita que tengan sus respectivos bugs, y desequilibrio entre unos y otros que también deberían de tocar en próximos parches para un disfrute del Tom Clancy's Rainbow Six Siege de Ubisoft.

En resumen, los jugadores, desilusionados tras este último parche lleno de esperanzas y cargado de desilusiones esperan que Ubisoft se ponga las pilas para no perder las ganas de jugar a su última entrega. #Videojuegos #Accidentes