Cada vez es más fácil conocer gente nueva, en la era de las #Redes Sociales, puedes tener miles de “amigos” con los que tal vez nunca has interactuado cara a cara, y como ahora hay más formas de comenzar una relación, también hay otras formas de romperlas.

De hecho una de las que va cobrando más fuerza es la denominada “ghosting” o en español “hacerse el fantasma”, ¿has sido víctima de este tipo de despedida? O por el contrario ¿has sido tú quien ha cortado lazos con alguien, simplemente dejando de interactuar con él o ella?

Lo cierto es que este tipo de rupturas podrían ser perjudiciales para ambos, tanto como para el que está dejando la relación, como para el que está siendo dejado.

Anuncios
Anuncios

Por un lado la persona que se niega a afrontar las consecuencias de sus acciones podría llevar consigo un sentimiento de culpa y remordimiento, por no haber dado explicaciones pese a que estas podrían desencadenar en una serie de discusiones, llanto y dolor.

Por el otro la persona que está siendo abandonada al desconocer los motivos, es herida en su autoestima, y esta acción puede provocar que el tiempo de superar la ruptura sea más largo. Además para ambas se impide el crecimiento emocional que conlleva el poner fin a una relación.

El fenómeno de dejar a alguien sin dar la cara no es nuevo, pero si se ha visto incrementado por aplicaciones como Tinder y Grindr, donde conoces a alguien, quedan un par de veces, parece que todo marcha de maravilla y de repente dejan de contestar tus mensajes, y empiezan a ignorarte en todas las redes sociales, mientras eres testigo de que esa persona no ha sufrido ningún contratiempo que le impedía contestarte sino que al parecer sigue con su vida de lo más normal y simplemente ha decidido hacer como que no existes.

Anuncios

Maya Borgueta, psicóloga de la organización californiana Lantern, sostiene que el ghosting "está relacionado con el querer evitar el conflicto", en Estados Unidos, el 11% de una encuesta admitió haberle hecho ghosting a alguien y un 13% haber sido víctima de esta experiencia.

Pesé a que este tipo de despedida pueda causar más dolor según Borgueta, lo aconsejable es “asumir que quizás no se tendrá el cierre deseado para la relación”.

La tecnología no debería impedirnos ver la importancia que tiene cada persona en el mundo real, y por ella no deberíamos quitar la atención que requieren nuestras relaciones interpersonales, simplemente se trata de ser más empático con los sentimientos ajenos.

  #Internet #Mujer