Una prueba vale más que mil opiniones de expertos. Después de seis años de pruebas, próximamente veremos volar LightSail; en el próximo mes de mayo, se pondrá en marcha una primera demostración, antes de enviar un equipo definitivo en el 2016, que utilizará este medio de propulsión.

Los fotones del Sol como motores, este es el principio de la vela solar; durante mucho tiempo ha sido conocido y fue el primero, a menudo explotado por los escritores de ciencia ficción. Se han probado prototipos desde hace unos años por la NASA y la Agencia Espacial Japonesa (JAXA). Todos se basan en el principio de propulsión fotónica, que utiliza la presión de radiación de las estrellas, en este caso el Sol, para propulsión.

Anuncios
Anuncios

De hecho, cuando los fotones emitidos por las estrellas golpean una vela, el impulso se transfiere a la nave espacial. El empuje de los fotones es pequeño, pero es continuo e ilimitado, por lo que las naves de vela solar pueden alcanzar teóricamente velocidades más altas que las obtenidas por la propulsión química convencional.

LightSail funciona según este principio con cuatro velas triangulares que forman un cuadrado de 5,65 metros de lado, una vez desplegadas. Son producidas en un material reflectante llamado "Mylar", se trata del nombre comercial del PET, que se usa, por ejemplo, para producir las botellas de bebidas gaseosas.

La primera versión de LightSail será lanzada en mayo, mediante un cohete Atlas V desde la estación de Cabo Cañaveral en Florida (EE.UU.). Las velas se pliegan durante la fase de lanzamiento. En esta fase de prueba se usará un nanosatélite CubeSat diseñado por la empresa Stellar Exploration. Durante este vuelo se desplegará la vela, aunque el equipo no va a abandonar la atmósfera superior de la Tierra. En 2016 se pondrá en marcha otro dispositivo para probar realmente el sistema de propulsión fotónico. En última instancia, el objetivo es desarrollar una nave capaz de viajar a través del Sistema Solar con este dispositivo, y tal vez incluso más allá.


Esta nave está totalmente financiada por personas independientes de empresas, de hecho, la Sociedad Planetaria es una organización independiente sin ánimo de lucro que promueve el vuelo espacial y la búsqueda de vida extraterrestre. Fue fundada en 1980 por astrónomos entusiastas y el famoso divulgador de la ciencia y el escepticismo, Carl Sagan. Ahora cuenta como miembros personajes tan diversos como Steven Spielberg, Buzz Aldrin y Elon Musk, quienes financian el proyecto LightSail, que comenzó hace diez años.