Este nuevo CES que tendrá lugar en Las vegas entre el 6 y el 9 de enero de 2015, vendrá cargado de sorpresas, y no solo por los smartphones que compañías como LG, Sony, Apple o Samsung ya han anunciado, sino por compañías como Snail Games (originaria de China) que quieren empezar a hacerse un hueco dentro del mundo de los #Videojuegos, un mundo que actualmente está dominado por Nintendo, Microsoft y Sony.

Snail Games es conocida por desarrollar videojuegos y smartphones dentro de su país, pero al parecer quiere lanzarse de lleno al mercado de los videojuegos con una nueva consola; esta incorporará el sistema operativo Android, algo totalmente nuevo.

Anuncios
Anuncios

El nombre que han decidido ponerle a esta peculiar consola es el de OBox, y gracias a ciertas filtraciones ya se han podido conocer algunas de sus características.

Esta videoconsola contará con un procesador Nvidia K1, este es muy parecido al que usan las tablets de Nvidia. La compañía tiene pensado lanzarla al mercado con diversas opciones de hardware. Podremos conseguirla con dos procesadores distintos, y también podremos seleccionar la capacidad que queremos que tenga nuestro dispositivo, el mínimo estará fijado en 500 GB y el máximo en 4 TB; una de las cosas más importantes que nos ofrecerá esta consola es la posibilidad de cambiar las piezas, es decir, tendrá varios módulos y los podremos cambiar en función de nuestras necesidades, ya sea para ampliar la capacidad u obtener un mejor rendimiento.

Anuncios

El mando que usaremos para jugar a los videojuegos será una mezcla entre una PS Vita y un smartphone común, la distribución de los controles será similar a la que usa Sony con sus mandos de PlayStation 4, contaremos con cuatro botones a cada lazo y dos pequeños joysticks, en el centro también tendremos disponible un touchpad y una pantalla táctil.

Sin duda Snail Games se enfrenta a un proyecto muy arriesgado, pues es difícil cambiar la mentalidad de miles y miles de usuarios que llevan años apostando por las tecnologías que ofrecen las tres grandes empresas que dominan el mundo de los videojuegos.