Tras haber analizado al Real Madrid, ahora toca hacer lo propio con su máximo rival: el Barça. Si has usado habitualmente este equipo en cualquiera de los últimos Fifas verás que el nivel defensivo es algo más bajo este año. La marcha de Valdés y Puyol, la edad de algunos jugadores y el fichaje de centrales cuestionados son algunos de los motivos de este cambio. Pero tranquilo, si sabes cómo jugar con el Barça puedes armarte un equipazo y dejar la portería a cero más de una vez. He aquí mi sugerencia.

Es cierto que el Barça lleva años jugando con un 4-3-3 que Guardiola perfeccionó, pero ese tiempo pasó y ahora puedes hacer un dibujo distinto que te puede dar resultados igual de positivos.

Anuncios
Anuncios

La alternativa que propongo es el 3-5-2, o más bien un 3-4-1-2; un sistema que puede parecer peligroso para tu defensa, pero si sabes controlar el balón será tu mejor táctica y no sufrirás atrás.

Para empezar, en la portería tienes a Claudio Bravo o a André ter Stegen. Son dos porteros prácticamente calcados, así que no tendrás un titular indiscutible. Bravo es un pelín superior, pero si has iniciado un Modo Carrera ten en cuenta que Ter Stegen puede llegar a 88 de media, mientras que Bravo (31 años) es difícil que suba más allá de 83. Depende de ti qué portero quieras usar.

La defensa estará formada por tres centrales. Puedes intentar colocar a Alba o Alves (no a los dos) para tener a un zaguero veloz, pero siempre recomiendo que sean centrales puros antes que un lateral, que normalmente no tiene un nivel defensivo demasiado alto.

Anuncios

Así pues, puedes jugar con Piqué en el centro y a su lado Mascherano (indispensable) y Mathieu; o en su defecto Vermaelen. El belga es un poco peor y más lento, pero tampoco es un defensa cojo (no al menos en el juego, la realidad es otra cosa).

Ahora, la clave de este esquema: el centro del campo. Es importante que distribuyas a los jugadores de manera equilibrada sobre el césped, pues esta zona estará bastante poblada con tu 3-4-1-2. Teniendo en cuenta que tu defensa puede ser débil, usa a dos MC que jueguen cerca de tus centrales. La tarea de este doble pivote será fundamental; no deben encargarse de tareas de destrucción del juego, sino de jugar y mover el balón. En este sentido, el Barça tiene a los jugadores más indicados para este tipo de juego. Pon a Busquets y a Xavi en el centro y junto a ellos dos interiores: Rakitic de MD e Iniesta de MI. Estos dos no tienen la velocidad necesaria para ser extremos, pero su clase y su dribbling serán determinantes.

La clave está en saber mover el balón con estos cuatro jugones.

Anuncios

Tu defensa no se basará en encerrarte atrás o en presionar al rival (en el Barça no hay apenas futbolistas con el físico necesario): debes defenderte con el balón. Si mantienes la posesión y juegas como es debido, el rival tendrá muy pocas oportunidades de ir hacia tu portería y en cambio tú habrás tenido más de una ocasión gracias a la asombrosa delantera culé.

Y es que el Barça tiene uno de los mejores tridentes ofensivos del juego; tres jugadores de un perfil completamente distinto: Neymar es puro espectáculo, regates y velocidad endiablada, Luís Suárez es el clásico killer que no necesita nada para hacerte un gol incluso de falta, y Messi... Messi es otra cosa. No en vano es el futbolista con mejor media de todo el juego: 93. Además, el argentino tendrá un papel importantísimo en tu equipo: úsalo como piedra angular que conecte al centro del campo con la delantera, formada por Neymar y Suárez. Messi ha ido mutando estos últimos años hasta el punto de poder jugar como MCO o SD y ser un asistente brillante y un goleador letal.

Esta es mi propuesta, pero si no te convence o tienes problemas defensivos, prueba con el 4-3-3 de siempre y aprovecha la velocidad de tus laterales ofensivos (Alves y Jordi Alba). Sin embargo, con este esquema perderías presencia en el centro del campo y alguno de tus delanteros perdería efectividad, pues jugaría enganchado a la banda. Sea como fuere, un último consejo: ¡por Dios, no juegues con Douglas! #Videojuegos