PS4 de Sony es la videoconsola más vendida en todo el mundo, más de un millón de unidades en tan solo 24 horas, coronándose en primer lugar a años luz de #MicrosoftAnalizando la PS4, se ve que es una consola que llega al corazón, con muchas características positivas, Sony ha cuidado todos los detalles, desde el diseño del mando hasta el diseño de los componentes de la PS4.

Fabricar una PS4 sale a 381 dólares (aproximadamente 311 euros), 90 dólares más barato que fabricar una Xbox One, cuyo precio de fabricación es de 471 dólares (aproximadamente 384 euros). En países donde la moneda es el dólar, tiene un margen de beneficio de 18 dólares (aproximadamente 14 euros) ya que su precio de venta es de 399 dólares.

Anuncios
Anuncios

PS4 cuenta con un procesador AMD Jaguar al igual que la Xbox One, dos CPU de 4 núcleos en un solo chip, convirtiéndose en una de las piezas más caras de ambas consolas, AMD ya ha finalizado su procesador más barato y más pequeño (20 nm frente a 28nm actuales) para las versiones Slim de ambas consolas.

PS4 tiene una memoria RAM GDDR5 de 8 gigabytes que son 25 dólares (aproximadamente 20 euros) más costosas que las memorias DDR3 de Xbox One, la diferencia entre ambas es que PS4 dedica su memoria RAM para los gráficos principalmente mientras que la Xbox One tiene que compartir su memoria con el sistema y Kinect.

El procesador gráfico de la PS4 o GPU AMD de la serie 7000 incluido en ambas consolas pero con una ligera diferencia, la GPU AMD de PS4 tiene un rendimiento casi un 40% más superior a la de la Xbox One.

Anuncios

El mando tiene un coste de 18 dólares (aproximadamente 14 euros), el disco duro Seagate 37 dólares (aproximadamente 30 euros) y el lector 28 dólares (aproximadamente 22 euros).

A parte del precio de venta 399 € que es 100 € más barato, de las facilidades que Sony ha puesto para su compra con la finalidad de llegar a todos los hogares, del peso 2,8 kg frente a los 3,2 kg de la Xbox One y del tamaño, más pequeña que Xbox One. PS4 presenta un mejor diseño, más futurista, su mando es mucho más compacto y ligero, incluye más funciones.

Sony, sin duda, ha ganado la batalla frente a su oponente Microsoft, a pesar de que los márgenes en los beneficios son muy pequeños, en grandes cantidades y con el pago mensual para el acceso online, ingresan enormes beneficios. Microsoft bajó el precio de su consola, deshaciéndose de la Kinect, ofreciendo la Xbox One al precio de 400 €, aun así, está muy lejos de ser un digno adversario para la PS4.