Desde el principio de la existencia humana el hombre siempre ha sentido la necesidad de descubrir nuevos territorios y formas de vida y por eso mismo se han inventado medios de transporte que nos han permitido trasladarnos y conocer nuevas culturas y diferencias entre distintos puntos de nuestro propio planeta, pero…¿Y si pudiéramos visitar otro?

Por eso mismo, el hombre ha realizado viajes que han traspasado nuestra propia atmósfera terrestre y se ha superado científica e intelectualmente. Numerosos viajes a nuestro satélite natural, la luna, han hecho entender, comprender y demostrar al ser humano alguno de los aspectos de la propia naturaleza espacial.

Anuncios
Anuncios

Está claro que estas excursiones no han sido posible realizarse sin una serie de maquinas con estructuras realmente complejas y que han provisto a sus ocupantes de la suficiente fuerza, oxigeno y estructura de protección para que pudieran volver sanos y salvos a la Tierra.

Si hemos sido capaces de construir maquinas que auto controlemos mediante mandos o comandos y que nos han sido realmente útiles ¿Acaso no podemos inventar maquinas que tengan la capacidad de comprender ciertas ideas o conceptos y que con esta herramienta podamos llegar más allá incluso de lo que pensamos?

Hace varios días se ha celebrado en la capital madrileña el congreso de robótica humanoide más importante a nivel mundial. El investigador del Centro Aeroespacial Alemán cree que la primera vez que se pise el Planeta de Marte lo hará un ejemplar humanoide.

Anuncios

Este hombre, Albü Schäffer prevé que se podría controlan a estos robots mediante astronautas que orbiten en el espacio.

Este proyecto está realizado por parte de la Agencia Espacial Europea (ESA). "Meteron" es el nombre que recibe esta gran idea que también cuenta con la colaboración de la NASA. Al parecer y en principio, se iniciara controlando a un robot que estará en La Tierra desde La Estación Espacial Internacional a manos de un astronauta.

Claro está que ya han sido mandados a Marte anteriormente ciertos robots que funcionan con ruedas pero que solamente han recorrido la superficie. El reto de este proyecto es indagar más allá y poder descubrir la geología o algún indicio orgánico que pueda poseer. Hay cosas que una simple maquina con ruedas no puede hacer. Se necesita algo que tenga brazos o piernas y así pueda cargar con muestras, explorar cañones o cráteres, etc…

Aún así, todavía queda un largo recorrido por recorrer ya que igualar o asemejar bastante la precisión que tiene el ser humano es un trabajo bastante difícil. Nuestros sensores relacionados trabajan bastante bien pero por separado no tanto, por eso mismo a un robot le costará mucho mas comprender situaciones o sentidos. La tecnología y la ciencia avanza cada día más y con más rapidez y nunca se sabe hasta qué punto se puede llegar a desarrollar la mente humana para la creación de nuevas cosas que nos pueden ser útiles.