Ya han pasado más de dos años desde que #Google presentó sus gafas o como todos las conocemos las Google Glass, esta era una de las grandes apuestas y promesas tecnológicas.

La expectación creada sobre este dispositivo, desde el mismo día de su divulgación, fue muy grande. Algunos vieron en este nuevo accesorio el futuro de la tecnología y otros no terminaban de encontrarle su utilidad, sobre todo por su precio que excedían los 1000€, ese precio no le hizo nada accesible para los usuarios.

Hace un tiempo que el interés generado y la expectativa inicial han ido desapareciendo entre los futuros usuarios, ya que esperaban conseguir un producto más asequible y económico.

Anuncios
Anuncios

Google poco a poco fue renovando las gafas, le agregaron algunas nuevas funciones pero después de dos años siguen con un programa Beta y poco accesible para los consumidores. Se señala el precio como barrera de entrada para utilizar esta tecnología, pero algunos informes apuntan que el coste de los componentes de unas gafas no son realmente elevados. Lo que no se cuenta es la cifra del trabajo de ingeniería y desarrollo que hay detrás.

A esta incertidumbre ahora se le suma la comunidad de desarrolladores, que ya no están interesados en el proyecto. En total estaban involucradas 16 empresas de desarrolladores, de las cuales nueve ya han declarado que abandonaron el proyecto de las Google Glass, alguno de los argumentos expuestos fueron que el dispositivo posee muchas limitaciones y sobre todo la falta de interés entre los usuarios o futuros clientes.

Anuncios

A esto se le suma que varios de los empleados que fueron claves en su desarrollo, implicados desde el principio en el proyecto, han ido dejando la empresa.

Google por su parte, confirma que sigue trabajando en una versión más asequible para los consumidores, y que siguen plenamente comprometidos con este proyecto. En un comunicado dejaron saber que hasta que el producto no se encuentre definitivamente preparado, aunque les lleve más tiempo, no lo lanzaran al mercado.

Y mientras ellos siguen su rumbo, los primeros usuarios en probar el producto llamados "Explorers" comenzaron a vender por eBay a mitad de precio sus dispositivos, que en su momento tuvieron que desembolsar $1.500 dólares para hacerse con las gafas. Al parecer ellos también fueron perdiendo el interés de las Google Glass, o no le encontraron el uso adecuado. #Apple #Microsoft