Los usuarios cada vez tienden a pedir más y más dispositivos táctiles que nos permitan hacernos la vida más sencilla. De hecho, en los últimos años se han desarrollado una gran cantidad de métodos de control, ya sea por control de voz, táctil o simplemente usando algunos de nuestros gestos más habituales. Sin duda las empresas están intentando exprimir al máximo la fiebre de los usuarios por estos tipos de dispositivos.

Flow es posiblemente el próximo sustituto de lo que hoy en día solemos tener sobre nuestros escritorios, el famoso ratón. Pese a que hay ratones de alta tecnología que nos permiten crear macros o facilitarnos la búsqueda por nuestro ordenador, Flow ofrece una alternativa a todos estos.

Anuncios
Anuncios

Los desarrolladores de este dispositivo no han querido que pase desapercibido, para ello han juntado varias tecnologías que actualmente demandan mucho los usuarios para crear algo único. Flow cuenta con una superficie táctil, y sobre ella reposa un botón que será el encargado de hacer que esta funcione, hasta aquí nada extraño, simplemente podríamos estar pensando en los paneles táctiles que tienen los portátiles, sin embargo este dispositivo también reconoce gestos que podremos utilizar sobre él (muchos de ellos predefinidos, pero se espera que podamos gestionarlos nosotros mismos en un futuro) y no solo esto, también tiene un anillo exterior que envuelve toda la estructura con el cual podremos realizar acciones como navegar por una página web sin necesidad de deslizarlo.

El cuerpo de este dispositivo está formado por acero inoxidable y aluminio, esto le hará tener una mayor resistencia a posibles golpes.

Anuncios

Su diámetro es de tan solo 70 milímetros por lo tanto estamos hablando de un dispositivo lo suficientemente pequeño como para que no ocupe mucho espacio pero sí lo suficientemente grande como para que sea agradable al tenerlo en nuestras manos.

En un principio se espera que Flow salga al mercado en 2016 ya que en unas horas ya se ha recaudado la mayor parte del dinero que hace falta para su financiación y desarrollo. Sobre su precio no se ha querido fijar aun nada debido a que todavía no tienen clara la demanda que puede tener, no obstante han podido asegurar que no tendrá un precio muy elevado para así poder competir con los ratones convencionales.