Se denomina #Cáncer al conjunto células que han perdido la capacidad de dividirse de forma controlada, cuando éste se convierte en maligno, da a lugar a metástasis. Hoy en día sabemos que el cáncer es una de las enfermedades que más mortalidad causa en las países desarrollados, por detrás de las enfermedades cardiovasculares, siendo el de mama el de más incidencia. Gracias a la investigación durante años se ha trabajado para la prevención y cura de esta enfermedad, pudiendo ser erradicada en tempranos estadios de desarrollo de la misma evitando así la aparición de metástasis. Son la biotecnología junto con los estudios biomédicos los que trabajan para saber más acerca de este fenómeno que provoca cada día miles de muertes en el mundo.

¿Es cierto que el cáncer no tiene cura? Un día en clase en el trascurso de un arduo debate sobre este tema un profesor, de cuyo nombre no quiero acordarme, truncó nuestras ilusiones de jóvenes aspirantes a científicos advirtiéndonos de que nunca nadie la hallará. En ese momento pensé ¿Quién se ha creído para realizar tal profecía?. Sin embargo, técnicamente tenía razón. Nuestro cuerpo es una gran maquinaria formada por células que se están continuamente dividiendo y replicando el ADN contenido en cada una de ellas. El problema es que no son perfectas, y en el trascurso de ese proceso ocurren un gran número de errores que pueden dar lugar a cáncer. Por suerte, contamos con un sistema de reparación casi inmejorable, que de no ser por él, nuestro cuerpo desarrollaría cáncer a la mínima exposición al sol , por ejemplo, o con tan sólo fumarse un cigarro. En serio, le debemos mucho a ese sistema de reparación del ADN presente en nuestras células.

La cuestión es que es irremediable el que un cáncer aparezca en un momento determinado. Si bien hay muchas maneras de poder evitarlo, las células son algo impredecible y hasta la persona más sana del mundo podría padecer el gran temido cáncer. De ahí que mi profesor dijera que el cáncer nunca desaparecerá, pues erradicarlo es IMPOSIBLE. ¿Pero curarlo una vez desarrollado? Son conocidos tratamientos invasivos como la quimioterapia o la radioterapia, sin embargo no son todo lo eficaces que deberían, sobretodo en algunos cánceres. ¿Podría existir una manera más fácil y directa?, y si en algún caso fuera así ¿Interesaría a las farmacéuticas económicamente? ¿Hasta dónde puede llegar la codicia del hombre?. Muchas preguntas son las que nos hacemos mientras avanzamos con los ojos vendados hacia un laberinto del que no sabemos si hay salida.

No obstante, y mientras nos permitan, la biotecnología de la mano de las ciencias luchará por estudiar, por saber más, porque es la ciencia del futuro, y en ella debemos depositar confianza , para que de ese modo, el día de mañana ella nos de la confianza de poder aprovechar los avances que sin duda llegarán.