Las carreteras españolas se han cobrado una nueva víctima de tráfico aunque en esta oportunidad y a pesar que en la colisión no se produjeron lesiones de consideración en ninguno de los conductores  afectados, al bajarse ambos de sus vehículos se produjo una acalorada discusión que culminó de la peor manera posible.  

Las unidades de Emergencia de la Comunidad madrileña reciben una llamada de auxilio a las 7.33 de la mañana en la cual se solicitaba la presencia de una ambulancia en el kilómetro 68 de la autovía A3 en las inmediaciones de Fuentidueña del Tajo donde una persona del sexo masculino habría recibido varios disparos de arma de fuego en la cabeza.

Al presentarse en el lugar del suceso el personal médico tan solo pudo certificar la muerte del que resultó ser un ciudadano marroquí de 39 años de edad, las gravísimas lesiones producidas por los disparos de un arma de fuego fueron las causantes de una muerte inmediata  y nada se podía hacer por su vida ante la comprobación del fallecimiento la investigación quedó a cargo del grupo de Homicidios de la Comandancia de Madrid.

Las primeras informaciones indican que en el sitio mencionado se produjo una colisión entre dos turismos, tras lo cual ambos conductores bajaron de sus vehículos luego de lo cual mantuvieron una acalorada discusión y en determinado momento uno de ellos sacó un arma de fuego de entre sus ropas y disparó al otro hombre reiteradas veces en la cabeza, provocando la muerte instantánea del hombre de 39 años.

Anuncios
Anuncios

Al personarse los efectivos de la Guardia Civil en el lugar de los hechos  pudieron constatar la muerte de un hombre y proceder a la detención del que efectuó los disparos quien resultó ser un Guardia Civil de 31 años destinado en Quintanar de la Orden quien se encontraba de baja médica desde el pasado 19 de abril, pero se ha puntualizado que el agente detenido no padecía ningún trastorno de índole psicológico sino que su baja obedecía a una enfermedad común lo que explica que pudiese portar el arma reglamentaria.

El fallecido, de origen marroquí y de 39 años de edad residía en la localidad de Illescas, Emergencias 112 que tan sólo pudo certificar su muerte a causa de los disparos recibidos procedió al retiro del cadáver mientras que el grupo de Homicidios de la Comandancia de Madrid será quien luego de la investigación determine la culpabilidad del Guardia Civil detenido.

Anuncios

Uno de los turismos, visiblemente dañado por la colisión al igual que el segundo implicado en el accidente fueron retirados del lugar luego que el equipo de investigación procediera a los detalles técnicos. 

  #Coches #Crónica Madrid #Accidentes