Según informa la Prensa catalana, haciéndose eco de una noticia que la Cadena SER publica en su web, en la localidad catalana de Portbou, muy cercana a la frontera con Francia, ha ocurrido un hecho muy extraño en su campaña electoral recién iniciada para elegir nuevo alcalde, y ha sorprendido a todo el mundo.

La noticia en sí misma, o el nudo de la misma, parece sacado de una película de acción americana, o de aquel telefilme de Steven Spielberg que era una especie de mezcla de “road-movie” y película de suspense, “El diablo sobre ruedas”, donde un honrado señor era perseguido implacablemente por un extraño camión que no dejaba ver a su conductor…

Pero es completamente real, y lo que pasa no da siquiera para un glamour de cine negro, con gángsters a punto de atacar y Humphrey Bogart luchando contra ellos, ni tampoco el Comisario Maigret va a venir con su pipa inseparable en la boca para buscar al culpable.

Ramon Pallarès, candidato de Esquerra Republicana de Catalunya (ERC), candidato a alcalde de Portbou, ha decidido abandonar la campaña electoral de las municipales por que ha recibido amenazas contra él y su familia, pero no puede dejar de ser candidato al estar las listas ya cerradas. Ha dicho que tomará una decisión después de las #Elecciones. Sus compañeros de lista sí continuarán con dicha campaña.

Dice Pallarès que el martes de la semana pasada, cuando volvía a su casa, se encontró una moto de pequeña cilindrada. El motorista de la cual, sin quitarse el casco, le dijo que debía marcharse del pueblo y que sabía quién era su mujer y su hija. No es la primera vez que le pasa esto, pues días atrás, paseando al lado de la carretera, otro motorista se le acercó y le insultó.

No hizo caso aquella vez, pero después de la segunda, ha hablado con ERC y por miedo no quiere continuar, por ahora. El partido de Oriol Junqueras ha decidido denunciar el caso a los Mossos d’Esquadra y a la Junta Electoral.

Parece ser que ya ha habido algún otro incidente en Portbou con relación a las elecciones municipales. Hace dos noches, aparecieron carteles anónimos atacando a Convergència i Unió, con el eslogan “¿Por cuánto venderías tu pueblo a la Mafia?”, y haciendo juegos de palabras con el logotipo de CiU, dice “Corrup-CiU”, además de incluir varios signos referentes a varios empresarios locales y sus negocios.

Las municipales en Catalunya también han aportado la polémica de las “listas fantasma”, ya comentadas en este diario, que provocaron que el pueblo de La Vilella Alta (El Priorat, Tarragona) esté sin alcalde desde 2011, pues todas las candidaturas presentadas entonces eran de gente no residente en el pueblo y ni siquiera en la comarca. Muchos pueblos de la Catalunya profunda han tenido lo mismo, según ha analizado el tema la Prensa catalana, aunque este defecto ataca más a los partidos españolistas (PP, PSC). La única polémica agria ha sido en Berga, donde el PP no podrá presentar candidato a alcalde por irregularidades en la candidatura, y la Junta Electoral Central ha avalado que será así. #Cataluña