Una mujer acudió a un hospital de Vigo con un cuchillo incrustado en el cuello, atravesado de lado a lado, además de tener heridas en los brazos y manos, a causa del forcejeo que mantuvo con su presunto agresor, con el cual trabaja en el mismo centro hospitalario.

La mujer de 37 años, que fue operada de urgencias a primera hora de la mañana del domingo, no había denunciado anteriormente malos tratos. Llegó a urgencias de dicho hospital por su propio pie y apareciendo con el cuchillo clavado en el cuello. Su expareja, ha sido detenido, como presunto autor de los hechos.

Presuntamente, los hechos ocurrieron en el garaje de su casa donde el presunto agresor la estaría esperando para clavarle el cuchillo en el cuello, de tal suerte que el mango del cuchillo se rompió durante la agresión, haciendo que la propia hoja taponara la herida y no haya dañado ningún punto vital, lo que ha hecho que haya podido salvar la vida.

Anuncios
Anuncios

La policía de distrito de la ciudad de Vigo se encuentra en este momento investigando el caso y las causas del suceso, mientras esperan que la mujer pueda ser interrogada. La mujer, que se encuentra estable dentro de la gravedad, continúa hospitalizada.

El presunto agresor, un hombre de 40 años, al ser arrestado por la policía, en sus primeras declaraciones ha informado y reiterado que él no es el autor de los hechos. Aun así, en estos momentos, se encuentra detenido en los calabozos y se encuentra a la espera de pasar a disposición judicial en las próximas horas.

El delegado del gobierno en Galicia, Santiago Villanueva, antes de participar en un acto público en Pontevedra, comentaba a los diferentes medios de comunicación: "En este momento el presunto agresor se encuentra detenido en las dependencias de la comisaría. Esperamos que la persona agredida se recupere, sigue ingresada en el hospital".

Diferentes compañeros de la pareja, a los que sí se les ha tomado declaración, han confirmado que la pareja solía tener fuertes desavenencias, aunque no sabían de ninguna denuncia por malos tratos. #Violencia de género