Este viernes el líder de la oposición rusa, Boris Nemtsov, ha sido asesinado a tiros mientras daba un paseo con una mujer por la plaza del Kremlin. La identidad del agresor es, por ahora, desconocida. Durante el paseo con la mujer que le acompañaba en la plaza del Kremlin, cerca del centro de Moscú, un hombre ha disparado a Nemtsov 4 tiros.

Nemtsov fue viceprimer ministro durante el gobierno de Boris Yeltsin. Este cargo fue el que le impulsaría a convertirse en principal candidato a suceder a Yeltsin y, posteriormente, a convertirse en el líder del partido de la oposición. El ex viceprimer ministro pertenecía al partido PRP-Parnas, principal partido opositor ruso.

Anuncios
Anuncios

Durante su tiempo en la oposición, Nemtsov ha sido uno de los más contundentes frente al actual Primer Ministro Putin, sobre todo a la hora de criticar las políticas gubernamentales que esta llevando acabo.

Nemstov fue uno de los principales organizadores de la llamada marcha de la primavera, la cual estaba convocada para mañana por la oposición liderada por el ex viceprimer ministro; en ella se ponía en evidencia la oposición a la guerra con Ucrania. Así mismo, tenía prevista una marcha convocada para el 1 de marzo, sobre la que hablaba en la última entrada de su blog, y aseguraba que el Gobierno sabía la importancia que representaba dicha marcha. Uno de los lemas que encabezaban esta marcha era: "Putin es la guerra, Putin es la crisis, Despierta, país". "Los que estén en contra de la guerra de Rusia con Ucrania, los que estén a favor de que cese la agresión de Putin, vengan a la marcha de la Primavera a Marino el 1 de marzo".

Anuncios

El Primer Ministro, Vladimir Putin, ha sido informado de lo ocurrido nada más darse a conocer el terrible suceso condenándolo inmediatamente y ha declarado que, debido a las circunstancias en las que se ha producido este suceso, podría ser un asesinato por encargo, según ha informado el portavoz del Kremlin, Dimitri Peskov, ya que podría tratarse de una forma de provocación.

A consecuencia de lo ocurrido, el Jefe del Estado ha ordenado que se abra una comisión para la investigación de este suceso al Servicio de Seguridad Federal (FSB) y al Ministerio de Interior. El político se había encargado de realizar una investigación sobre la que después hizo una denuncia en la que ponía de manifiesto el elevado coste que habían supuesto las Olimpiadas de invierno del año pasado en Sochi.

Debido a lo inesperado de este suceso, Barack Obama se ha pronunciado sobre el mismo calificándolo de "brutal asesinato", según ha informado en Twitter el Consejo de Seguridad de la Casa Blanca. Washington ha pedido al Gobierno de Putin que realice una "investigación rápida, imparcial y transparente" además de que "garantice que los responsables sean llevados ante la justicia".

Por el momento las causas reales de este asesinato se desconocen.