Tras los terroríficos hechos de terrorismo en la mañana del ocho de enero en el semanario Charlie Hebdo, donde decenas de personas perdieron su vida y otras tantas están heridas de gravedad, se sumó a esta barbarie, otro atentado en ese mismo día por la tarde, donde falleció una agente de la policía de Paris.

No con todo esto, debemos sumar los actos que se están sucediendo a lo largo de esta mañana del viernes nueve de enero, donde desde primera hora, los terroristas que perpetraron el primer atentado del día de ayer, se hallan atrincherados a la vez, que el supuesto asesinado de la gendarme también en la tarde de ayer, que se supone es la misma persona y que se halla con rehenes en un lugar de compra de alimentación para judíos.

#Terrorismo

Los primeros se encuentran acordonados con los mediadores de la gendarmería parisina, a la espera de encontrar una solución a los hechos e intentando que abandonen ese encerramiento.

Mientras tanto, al otro lado de la ciudad, el otro individuo, que se sospecha pertenece al mismo bando de los hermanos Kouachi, se ha atrincherado hace escasos momentos manteniendo a los rehenes y sin conocer aún, cuales son sus intenciones.

Por otro lado, la revista atacada ayer ha decidido sacar este próximo miércoles un ejemplar especial del semanario, en memoria de sus compañeros fallecidos. Será más pequeño y a modo recordatorio de los hechos acontecidos y de las muertes sucedidas.

Como comentaba anteriormente y según las fuentes policiales de París, el individuo que se ha atrincherado a última hora, es probablemente el mismo que llevó a cabo ayer tarde el atentado que costó la vida a otra agente de la policía.

Me parece lamentable tener que dar a conocer estas noticías, pues en estos momentos, toda Europa se encuentra en alerta por posibles atentados y París en especial tras todo esto, se halla en el punto de mira.

Esto es una alarma mundial, provocada por el fanatismo de individuos que si se quieren inmolar, que se sacrifiquen ellos y nos dejen vivir al resto en paz.

Mi mayor repulsa contra todos estos hechos que aún se desconoce como terminarán y aún más repulsa contra estos personajes que ni nombre hallo para definirles.

¡Viva la libertad! ¡Viva la vida!