El juez Castro ha decidido sentar en el banquillo de los acusados a la Infanta Cristina aunque haya pagado una multa. El fiscal Pedro Horrach ha presentado por escrito la solicitud de sobreseimiento de la causa que afecta a la hermana del rey Felipe VI. Según Paloma García Pelayo aseguró en exclusiva en el programa de Ana Rosa, la Infanta tendrá un juicio oral a toda costa y quiere salvar su pellejo a la hora de haber sido acusada de blanqueo de capitales, delito grave y que de momento prefiere pagar multas que ir a la cárcel como corresponde.

También se ha referido a que la Infanta Cristina esté en el juicio en que a su esposo se le condena por varios delitos, por ser cooperadora de todos aquellos delitos de que se le acusan, inclusive los fiscales que cometió su esposo Iñaki Urdangarín, pues la #Infanta Cristina se ha beneficiado personalmente de los fondos ilícitos conseguidos por su esposo. Pues de los gastos “familiares y personales” como cumpleaños, clases de salsa, cenas, compras de ropa se encargaba la citada Infanta de España. Y haber cometido la negligencia de decir un montón de veces, en una primera sentada de banquillo, que no recuerda, que puede ser o quizás evadiendo decir un sí o un no, es algo que nadie puede creerlo.

Según Paloma García Pelayo asegura, hay más imputados por delito fiscal en el “Caso Nóos”, pues harán sentar a los que aún no han sido citados. El juez los incluye en su auto y tiene la intención de hacerlo público para el 23 de diciembre de 2014. Ayer martes, día 16, la Infanta Cristina depositó 547.813 euros por concepto de responsabilidad civil, ha ido juntos a sus abogados para que se haga efectivo, así fue como había sido solicitado por el juez Castro, quien lleva la causa.

Pedro Horrach dijo que no va a permitir que se acuse a la Infanta Cristina, cuando ella no estaba al tanto de lo que hacía su esposo y asegura que el juez Castro ha actuado según su criterio, igual que la fiscalía. Solo habrá que esperar a ver cómo sucederán los acontecimientos en breve. #Casa Real