Muchas personas no saben que existe un #tercer sexo, o sea, que hay personas que no son ni hombres ni mujeres, desde diversos puntos de vista: identidad de género, rol genérico, orientación sexual o sexo, simplemente.

En diversas culturas, un tercer sexo es una opción más, es una persona que tiene un género intermedio entre hombre y mujer, que tiene categorías de los dos géneros o que no tiene características de un sexo determinado. Incluso, se puede hablar de individuos que tienen la habilidad de cambiar de género.

Hay distintas denominación según la cultura o país

Por ejemplo, en la India o Pakistán, reciben el nombre de hijra; en Tailandia (donde son muy populares) se llaman kathoey.

Anuncios
Anuncios

En Occidente, ha habido mucha controversia si las personas intersexuales o transgénero se pueden considerar pertenecientes a un tercer sexo, ya que hay muchas objeciones hacia esta idea.

El concepto sobre el tercer sexo se inició en los años setenta, cuando una serie de antropólogos describió las categorías de género en distintas culturales, en las cuales había característica de los dos géneros.

Y, en ese momento, las feministas empiezan a defender la idea de la separación del sexo (biológico) de una persona o un género (social/psicológico).

Y, empieza a tirarse por tierra la idea de que un sistema de sexo/ género fuera lo adecuado, ya que era la que existía en las normas sociales bajo la heteronormatividad.

Los miembros del tercer sexo más estudiados son los hijras, que se encuentran en Bangladés, India y Pakistán, que suelen nacer con apariencia masculina o intersexual, pero lucían vestuario femenino y no se solían considerar ni hombres ni mujeres.

Anuncios

Un 8% de las hijras visitan clínicas privadas para ser castrados, solamente.

Incluso, en el pasado año 2005 lograron que en la India se reconociera la existencia de tres sexos en el pasaporte: masculino, femenino y eunuco.

En la zona del Himalaya, tenemos a los gaddhi que han nacido mujeres y adoptan el rol de sadhin, que implica renunciar al matrimonio, trabajan y visten como hombres.

En Tailandia, tenemos las Kathoey (en inglés, el término que se emplea es ladyboy, o sea, "chico-dama") que ni se considera hombre, ni se considera mujer.

Un 50% de la población tailandesa considera que son varones cuya mente no tiene que ver con su género y el otro 50% como mujeres que nacen en un cuerpo equivocado.

La primera aparición del término en Europa fue en Inglaterra en 1700, con el término "sodomita masculino", que eran varones afeminados.

Pero se ha descubierto que ya había precedentes en la literatura de la Grecia clásica y sánscrita

Un paso muy importante, en su aceptación, fue en Alemania, el 1 de enero del 2013: los padres tienen derecho a no inscribir a sus hijos bajo un determinado sexo u otro, al ir al registro civil.

Anuncios

Pero, si una cultura nos adelanta en este concepto es la indígena de América del Norte, que hablaban de individuos con dos espíritus.

Por ejemplo, las muxe zapatecas en México o los winkte dentro de la cultura lakota y era una identidad completamente reconocida.

Aunque haya personas con ideologías conservadoras a las que les cuenta entender la existencia de personas diferentes, es algo que no es de nuestra época, que no se lo ha inventado alguien... es muy antiguo y no se puede negar. #Transgenero #indigena