Todas las personas que tienen #perro deberían tener en mente que hay una serie de alimentos que estos animales no pueden consumir que están totalmente prohibidos para ellos y que por su bien no deberían ni probar, ya que está en juego su salud e incluso podrían llegar a morir.

A veces, es difícil decirle que no a nuestro perro, cuando nos pide poder probar algo nuevo de vez en cuando y algunos de los alimentos más peligrosos para nuestro mascota sin duda son los siguientes:

-Lácteos: Leche, yogures o derivados. Hay que recordar que los perros no son capaces de digerir la lactosa, el azúcar de la leche y pueden sufrir como consecuencia diarrea y deshidratación.

Anuncios
Anuncios

Pero, ¿Cuáles son los problemas más graves si consume lácteos? Entre los síntomas que sufren al tomar cualquier tipo de esto alimentos, además de la diarrea tenemos los vómitos. ¿Realmente, te compensa ver mal a tu perro por darle a beber un poco de leche?

-Huevo: Todo lo que tenga huevo puede provocar que sufran Salmonella, lo que puede ser grave y poner en serio riesgo la salud de tu mascota. Entre los síntomas que suelen sufrir, tenemos un déficit de tiamina que provoca una perdida del apetito y convulsiones. Por esa razón, no hay que dejarles chupar huevo o probar cosas que lo lleven.

-#aguacate: Es cierto que el aguacate está muy rico en ensaladas, con algunas carnes y es muy sano, tiene grasas muy buenas para la piel y un montón de beneficios para nuestra salud, pero en el caso de los perros, tiene graves contraindicaciones a causa de la persina que acabará afectando a su estómago y a las vías respiratorias.

Anuncios

Por esa razón, no se recomienda en ningún caso su consumo por parte de tu mascota.

-Sal: La sal tampoco es buena en el caso de los perros, ya que no son capaces de eliminarla y el exceso de sal en su dieta provoca que sufra vómitos con convulsiones. Al sufrir esta clase de vómitos, se le pone en riesgo de sufrir deshidratación o problemas graves de salud.

-Chocolate: El chocolate es uno de los grandes peligros para los perros ya que este alimento puede afectar seriamente a su sistema nervioso. Entre los síntomas que pueden sufrir tenemos: vómitos, convulsiones, arritmias y nerviosismo. O sea, comer chocolate no es ninguna tontería para un can.

Por esa razón y por mucho que te pida probar ese helado de chocolate que te estás comiendo o lamer un poco la cobertura de la tarta de chocolate, ni se te ocurra. Pero todavía hay más alimentos que nuestros perros no deberían comer. #veterinario