Cada vez hay más beneficios en la relación entre un niño con #Autismo y un #perro. Sólo han pasado 10 años desde la primera vez que se probó la relación entre un perro y un niño que sufra autismo, dentro de una terapia; y ya se ha convertido en una de las terapias alternativas preferidas, por parte de los terapeutas de todo el mundo; y, de los propios padres.

¿Qué es la terapia con perros, con niños con autismo?

La terapia con perros de asistencia busca estimular a los niños, que logren integrarse en un entorno social, y que sean capaces de desarrollarse, de manera autónoma. El perro no sólo tiene una función terapeútica; también, educativa, ya que, se encargará de enseñar al niño a estar en un ambiente social, le va a motivar y le va a dar más seguridad, lo que hace que sea un catalizador de emociones perfecto.

Anuncios
Anuncios

Eso sí, el perro ha tenido que recibir un entrenamiento determinado y debe ser muy dócil y amistoso; pero, con una personalidad lo suficientemente fuerte, como para no llevarse llevar por el niño.Las ventajas de tratar a un niño con autismo con perros son muy numerosas.

Por ejemplo, ya hay estudios que demuestran que trabajar con canes ha reducido la conducta evasiva del individuo, le ha ayudado a integrarse dentro de la sociedad y su autoestima se ha visto mucho más mejorada.

Pero, no son los únicos beneficios de este tipo de terapias.

- Las conductas sociales positivas se ven potenciadas. Los expertos de la Universidad de Queensland, en Australia, han demostrado que la convivencia con un perro provoca una mejor respuesta social por parte del niño autista, que suele encerrarse en su propio mundo y tienen serios problemas de socialización.

Anuncios

-Las diferentes habilidades sociales se fomentan. Un niño con autismo, que ha seguido una terapia con perros, ve como sus habilidades sociales se ven incrementadas. Los distintos estudios que se han realizado sobre el tema demuestran una mejoría en la atención, en la comunicación y en la concentración. Y, por supuesto, en la socialización.

Y, es que en este caso, el dicho: "El perro es el mejor amigo del hombre" es más que cierto.