Es realmente increíble que la frase “hasta que la muerte los separe” cada vez se vuelva más inalcanzable, cuando sabemos que nadie en este mundo quiere estar solo. En algún momento todos hemos idealizado a esa persona que deseamos camine a nuestro lado, de la mano hasta el final de nuestros días, sin embargo, actualmente se está demostrando que las promesas sobre un #Amor eterno se rompen con más frecuencia de la que nos gustaría. El amor mueve el mundo de muchas maneras, no sólo nos da vida, también nos enseña las lecciones más grandes, construye en nuestra mente una base sólida para la funcionalidad humana ¿por qué dejamos que se muera tan pronto?

La interrogante pareciera ser demasiado compleja para resolverla en sólo unos instantes, pero realmente nadie se da a la tarea de investigar cómo puede satisfacer todas las expectativas del otro sin dejar de ser autónomo e independiente.

Anuncios
Anuncios

Los detalles marcan toda la diferencia, lo hemos escuchado muchas veces pero, ¿realmente hacemos caso? Estos consejos te demostrarán que con muy poco puedes lograr ese amor infinito:

1. Honestidad.

A veces un simple “Hoy no estoy de humor” o un “Me siento triste” hacen la diferencia. Ante cualquier circunstancia, si no decimos lo que sentimos pero demostramos que algo nos afecta, la incertidumbre que se genere entre ambos ocasionará conflictos, 100% confirmado. Lo mismo pasa cuando sabemos que hicimos algo que no propiciará nada nuevo a la relación: tarde o temprano saldrá a la luz y creará un problema importante.

2. Digan no a la rutina

A todos nos encantan las sorpresas, encontrar ese chocolatito o una nota linda en el espejo alegra el corazón de cualquiera (nota: aplica en ambos sexos).

Anuncios

Irse a caminar juntos después del trabajo, esa cena especial un día inesperado, etc. Simplemente no dejen que convivir se haga una “costumbre”.

3. Dense un espacio de vez en cuando

No pasa nada, esto fortalecerá su autonomía y aunque no lo parezca, genera mayor confianza en el otro. Saber que uno es amado a pesar de las distancias o de que sus tiempos no coincidan, es señal de una relación saludable y sobre todo: sólida.

4. No puede faltar: sexo cada semana

Así es. El sexo genera que neurotransmisores como la oxitocina (involucrada en los procesos de afectividad, apego y confianza) y la dopamina (involucrada en las sensaciones de placer, deseo sexual y adrenalina) mantengan ese lazo inquebrantable con nuestra pareja, manteniendo el enamoramiento en niveles favorables para permanecer unidos y satisfechos el uno con el otro.

5. Dormir acurrucados

Curiosamente este es un tip elemental, ya que se ha demostrado aquellas parejas que se entienden lo suficiente como para dormir abrazadas, son las más felices, principalmente porque logran amoldarse de una forma que no moleste al otro y obviamente, estando cómodos también.

Anuncios

Esto habla de gran entendimiento y confianza.

6. Empatía

Esencial para una relación saludable: ponerse en los zapatos del otro. Muchas veces esa es la causa principal de las rupturas actuales, debido a que esta sociedad nos está obligando a ser individualistas, no alcanzamos a comprender lo que el otro siente o puede llegar a sentir. En una relación siempre habrá dos puntos de vista, pueden ser iguales o distar en algunas cosas, pero siempre y cuando mantengamos la mente abierta, nuestra relación tiene el éxito garantizado.

7. Siempre demostrar su amor al final del día

No hay nada como ir a la cama con el enamoramiento a flor de piel, esto despeja nuestra mente, relaja los músculos y ayuda a dormir mejor. Asociar todas estas sensaciones placenteras con nuestra pareja es simplemente enriquecedor para la relación, por lo tanto el beso de las buenas noches no puede faltar. #Amor a prueba