El pasado día cinco de enero fue hallado un cráneo cerca de Mont-Ventoux, en Francia, por unos cazadores, debajo de tierra y maleza. Esto hizo pensar en un primer momento que podía tratarse del de Publio Cordón, ya que fue en esa misma zona donde el Grapo comunicó que había enterrado el cadáver del empresario, el cual había sido secuestrado por ellos en 1995. Pero los investigadores creen que no tiene nada que ver con Publio, y han solicitado pruebas de ADN a la familia para poder confirmar si pertenecen o no al fundador de Previasa y del Grupo Hospitalario Quirón. 

Los agentes también localizaron junto al cráneo, un pañuelo y un pantalón que aún tenía varios huesos dentro, y suponen que el resto pudo ser devorado por los animales.

Anuncios
Anuncios

Se baraja la hipótesis de que pertenezcan a un motorista que desapareció hace cuatro años, ya que las prendas encontradas son utilizadas por los usuarios de este tipo de vehículos. 

Publio Cordón fue secuestrado el 27 de Junio de 1995 por los Grapo cuando hacía footing en Zaragoza, cerca de su casa. Años más tarde, en 2009, el ex-jefe de los Grapo y terrorista arrepentido, Fernando Silva Sande (condenado a 28 años de cárcel por dicho secuestro), declaró que él mismo lo había enterrado en Mont-Ventoux. Según el ex-miembro del Grapo, el empresario murió en Lyon (Francia) por las graves heridas que sufrió cuando, tratando de huir del sitio donde lo tenían en cautiverio, saltó por una ventana. Esta última versión dada por Silva Sande desmintió la facilitada hasta ese momento por la banda, que habían informado que tras cobrar el rescate que pidieron a la familia, Publio desapareció y no sabían donde estaba.

Anuncios

Desde entonces y hasta finales del 2013 se llevaron a cabo cinco rastreos en esa zona para poder hallar el cadáver, sin éxito hasta el momento.

Hace tres meses Silva Sande fue sometido al test de la verdad, pagado este estudio por la familia de Publio Cordón, pero no se sacaron nuevas conclusiones que las que ya había. 

Según ha declarado a Europa Press María Cordón, una de las hijas del empresario, "están nerviosos y a la expectativa", deseando conocer cuanto antes los resultados de las pruebas realizadas para saber a quién pertenece el cráneo encontrado.

Te informamos de otro caso de arrepentimiento de delincuentes, Se entrega el presunto descuartizador de Ponteareas que estaba en búsqueda y captura. #Terrorismo