Anuncios
Anuncios

Que #Belén Esteban es uno de los personajes más seguidos de la televisión es un hecho. Que cuenta con miles y miles de seguidores que le han bautizado 'in eternis' como 'princesa del pueblo' tampoco. Que todo lo que rodea a la ex mujer de Jesulín de Ubrique genera todo tipo de reacciones tampoco.

Sin embargo, y más allá de los muchos fans de la Esteban, una de las reacciones que más genera y que más parece estar generando en los últimos tiempos es un odio desmedido del que cualquiera puede ser testigo echando un vistazo a las cuentas oficiales en las redes sociales de Belén, donde los halagos y los mejores deseos conviven con todo tipo de comentarios de personas que han llegado a un punto que no la pueden ni ver.

Anuncios

Algo que no es secreto para la de San Blas y que comenzó a ser palpable hace unos años. Concretamente en 2013, cuando más allá de las muchas mofas referidas a la colaboradora de Sálvame que siempre le han acompañado, se empezó a notar un cambio en la corriente de afectos que llevó a que, por ejemplo, nuestros compañeros de Vertele escribieran un artículo relativo a la animadversión creciente que su figura estaba generando.

Tanto es así que esta publicación llegaba a catalogarla como "la televisiva más odiada de la historia de Twitter". Un año después, tras una encuesta realizada a varios de los pesos pesados de la cadena #Telecinco hacía pública la lista de "Los más odiados de Telecinco [VIDEO]". Ya se lo imaginarán, la que lideraba la lista era la madre de Andreíta.

Una situación que ponía de relieve que no solo empezaba a caer mal al otro lado de la pantalla, sino que también se estaba haciendo de poco querer en los propios pasillos de la cadena de Fuencarral.

Anuncios

Tras esta encuesta, cuentan las malas lenguas, que ésta se refugió en sus mejores amigos colaboradores, en gente de la productora de La fábrica de la tele y, claro está, en Jorge Javier, cuyo peso específico en Telecinco es incuestionable.

Belén Estaban, una fábrica de odio

El odio a Belén Esteban, lejos de haber amainado con el tiempo se habría agravado tras sus líos mediáticos, sus participaciones en reality show y sus cuestionables modos. Por si esto fuera poco, el año pasado era la protagonista de uno de los hashtags más utilizados del año #lasmentirasdeBelén [VIDEO]que fue tendencia durante mucho tiempo generando decenas de miles de reacciones.

Este mismo año, tras los líos con Toño Sanchís y su "traición a la Campanario" se publicó en varios medios que muchos de los fans de la Esteban habían dejado de serlo. Su imagen cotiza a la baja y su popularidad ha llevado a que varios mentideros la vean fuera de la tele en no tanto tiempo. Habrá que esperar.