La televisión ha ido cambiando con el paso del tiempo, eso es un hecho que sin lugar a debate ya nadie pone en duda. Para ver la historia de la televisión y comprender su más que notable trayectoria habría que remontarse a la época franquista, cuando los espectáculos brillaban por su ausencia y las antenas apenas emitían un contenido que le beneficiaba al propio régimen.

Con la llegada de la transición la pluralidad televisiva emergió y con ella numerosas antenas con un contenido nunca visto hasta entonces. Fue entonces cuando la televisión comenzó a ganar más protagonismo dentro de los hogares de todas las familias españolas.

Anuncios
Anuncios

En ella se podían apreciar dibujos animados, debates de personas con distintas ideas, shows antes prohibidos y todo tipo de contenido lúdico.

La televisión y su evolución

Un ejemplo de la evolución de la televisión ha sido "El Intermedio", un programa de #La Sexta que consiste en un noticiero que cuenta la actualidad desde un punto de vista humorístico. Cabe recalcar que, ahora que es el PP el partido que gobierna, las críticas contra dicha formación son continuadas. El presentador, conocido como #Wyoming, hace alarde de su labia y su humor para explicar todos los acontecimientos que se vienen sucediendo en la actualidad española.

Quien haya seguido esta cadena sabrá de antemano la enemistad que posee con Intereconomía, ya que ésta ofrece un contenido más apto para personas de derechas. ¿Quién no se acuerda de la broma que gastó a Wyoming a los de Intereconomía? Dicha rivalidad es un claro ejemplo de la libertad que goza hoy en día la televisión.

Anuncios

Recientemente se ha desvelado la fortuna que posee el presentador del Intermedio, una fortuna que, si bien se la ha ganado honradamente, no menos cierto es que podría molestar a ciertos sectores de la población.

La fortuna de Wyoming

Así pues, una sociedad que fue constituida en 2001 cuenta con un valor de unos 80.000 euros y unos activos que se encuentran valorados en 2,1 millones de euros. Teniendo en cuenta esto, también hay que mencionar que el año pasado tuvo un beneficio cercano a los 61.000 euros. Es una cantidad grande teniendo en cuenta que el 2015 lo cerró con poco más de 12.000 euros.

Hace tiempo Wyoming ya se enfadó con este asunto, pues expresó que le trataban como a un cargo público. Al mismo tiempo también añadió que él con su dinero hacía lo que le daba la gana. Si hay que sacar algo bueno de esto es el hecho de que no tiene ninguna deuda con los bancos y que en su cuenta no figura ninguna inspección. Los líos con Hacienda quedaron atrás en el tiempo.