Quién lo iba a decir hace no tanto tiempo. #Belén Esteban está empezando a perder el halo de inmunidad que le ha venido acompañando, durante más de diez años, en la televisión en la que absolutamente nadie se atrevía a levantar la voz y poner en cuestión su actitud por miedo a desatar una nueva guerra en la que los gerifaltes de Mediaset España se posicionaran al lado de la Princesa del pueblo.

Después de un par de "Belenazos" con datos de audiencia [VIDEO] mucho más discretos de los que se podía esperar atendiendo a ediciones anteriores y de su última entrevista en el Deluxe, en el que reveló la llamada a la desesperada de una persona que presuntamente no se encontraba en sus correctas facultades mientras estaba ingresada en una clínica recibiendo, supuestamente, atención psiquiátrica, las cosas se han tornado llamativamente.

Anuncios
Anuncios

Tanto es así que hasta sus propios compañeros han puesto en cuestión la ética de las actuaciones de la ex mujer de Jesulín de Ubrique para sorpresa de propios y extraños. Y es que hasta ahora, nadie se atrevía a soplarle ante esa seguridad oficiosa de que la cadena iba a respaldarle a toda costa y el rumor de que sus enemigos [VIDEO] duraban en la cadena de Fuencarral menos que un caramelo en la puerta de un colegio.

El primero en hacerlo era Kiko Matamoros. Quien después de decirle a la cara durante el "Belenazo" que lo que estaba haciendo era traicionar la confianza de una persona enferma tras una conversación estrictamente privada no dudó en iniciar un careo con Belén Esteban, a pesar de la rápida defensa que esta encontró en su gran amiga y presentadora del último Deluxe, María Patiño.

Después de amargar con marcharse viendo cómo la dirección del programa volvía a respaldar a la rubia más famosa de España negándose a retirar nada de lo dicho se produjo una sorpresiva defensa del discurso de Kiko en otra colaboradora.

Anuncios

En este caso la que se atrevía a encontrarse con Belén era nada menos que otra persona cerca a ella como Mila Ximénez, quien aseguró estar a favor de parte lo que Matamoros estaba argumentando en relación al error de revelar la llamada de marras por parte de la Esteban.

La audiencia de Sálvame, también contra Belén Esteban

Por si esto fuera poco, y según dicen es lo que más le está costando asimilar a Belén Esteban, durante la emisión gran parte de la audiencia que comentaba el programa en las redes sociales se posicionó claramente con Kiko Matamoros y Mila y en contra de la traición a María José Campanario. Algo que hasta ahora nunca había sucedido. ¿Se tambalea su reinado? #Telecinco