“¿Me veo feliz? Debería. Porque fui una niña que nadie quiso, una chica solitaria con un sueño que se despertó para ver que se había hecho realidad. Yo soy Marilyn Monroe, y esta es mi historia de Cenicienta”

Su vida es símbolo de perseverancia y ambición, y su nombre sigue causando sensación en la cultura pop. Muchos piensan que Marilyn Monroe estuvo en el lugar adecuado en el momento oportuno, pero fue su dedicación y elegante desfachatez lo que la posicionaron como el símbolo sexual del siglo XX: "Me gusta estar totalmente vestida, o si no totalmente desnuda. No me gustan las medias tintas", y no hubo medias tintas en la vida de esta superestrella que aún despierta fascinación.

Anuncios
Anuncios

La vida de Marilyn ha sido examinada en exceso, pero es que esta misteriosa mujer que mantuvo al mundo encantado por más de 10 años sólo puede entenderse conociendo su historia.

Hija de padres separados, el 1 de junio de 1926 nació en Los Angeles-California Norma Jeane Mortenson (llamada Norma Jeane Baker), su madre tras sufrir una crisis nerviosa tuvo que dejarla bajo la custodia de su mejor amiga Grace McKee. Fue Grace quien despertó su interés por el cine, la dejaba utilizar maquillaje, rizar su cabello y la incentivó para que fuera actriz. A pesar de esto su infancia fue muy dura, entre adopciones y custodias fue violada varias veces entre los 9 y los 15 años. A los 16 años nuevamente su destino parecía traerle un orfanato, pero Norma Jeane decidió casarse con el policía de 21 años James Dougherty, dejando de estudiar para convertirse en esposa y ama de casa.

Anuncios

En 1943 su esposo se alistó en la marina y fue enviado a Australia y Norma se trasladó a Burbank con su suegra para trabajar en una fábrica de municiones. Mientras trabajaba allí, el fotógrafo David Conover fue a retratar a las empleadas en acción para una revista, entre las fotos no publicadas hay varias de la entonces Norma Jeane Baker y David la incentivó a postularse en una agencia de modelos, la Blue Book Modeling Agency con la que firmó un contrato y posteriormente, asesorada por sus nuevos empleadores, cambió su cabello castaño por su famoso rubio platinado.

Norma se convirtió en una de las modelos más cotizadas de la agencia, esto le trajo 2 grandes cambios en su vida, el primero es que se divorciaría de su esposo en 1946 debido a que James quería que continuara siendo ama de casa y el segundo fue un contrato con Twentieth Century Fox por 6 meses, para los directivos de Fox Norma Jeane era la viva impresión de Jean Harlow, pero su nombre no les gustaba, Norma decidió utilizar el “Monroe” tras el nombre de su madre y el ejecutivo Ben Lyon le sugirió colocarse el “Marilyn” porque le recordaba a la actriz Marilyn Miller y porque el nombre completo “Marilyn Monroe” sonaba sexy y traería buena suerte por la doble M.

Anuncios

"En Hollywood la virtud de una chica importa mucho menos que su peinado"

En 1952 explotó una controversia alrededor de unas fotos que Marilyn se había tomado desnuda 3 años antes. La actriz decidió ser honesta al respecto alegando que si era ella y había tomado ese trabajo porque necesitaba el dinero. Paralelamente Hugh Hefner publicó una de estas fotografías convirtiendo a Marilyn la primera Playmate del mes. La publicidad que recibieron tanto la revista como Monroe hicieron de esta edición un éxito rotundo.

Ya Marilyn había comenzado a notarse entre la multitud de actrices, pero fue su aparición en la portada de las revistas Life y True Experiences donde su traumático pasado pero brillante alegría mostraron su lado simpático y humano. En ese momento su carrera comenzó a subir, lluvias de guiones tocaron a su puerta y se grabaron algunos de los momentos más memorables en la historia del cine. Marilyn solía demorar hasta 2 horas para salir de su camerino (si es que salía), trabajar con ella fue una pesadilla para muchos actores y directores. Pero el público la adoraba y los estudios no dejarían ir a su rubia favorita.

“No me importa vivir en un mundo de hombres, siempre que pueda ser una mujer en él”.

Muchos fueron los hombres que se cree pasaron por la vida de Marilyn, entre ellos el también famoso actor y rompecorazones Marlon Brando. Su segundo esposo fue el guionista Robert Slatze con quien estuvo casada un fin de semana, luego contrajo nupcias con beisbolista Joe Di Maggio, matrimonio que duró 274 días hasta que Marilyn solicitó el divorcio alegando crueldad mental, un incidente escandaloso fue una batalla de gritos que tuvieron después que Marilyn grabara la famosa escena de su vestido volando con el viento en la película The Seven Year Itch en septiembre de 1954. En 1956 Marilyn se casó nuevamente con el escritor Arthur Miller divorciándose en 1961, Monroe sufrió 2 abortos espontáneos en este período.

Pero el romance que más dio de qué hablar y afectó más profundamente a Marilyn fue el que tuvo con John F. Kennedy. La famosa canción “Happy Birthday Mr. President” estuvo entre las últimas apariciones públicas de Monroe hecha exclusivamente para su amante quien ella creía que dejaría a su familia y la convertiría en la Primera Dama de #Estados Unidos.

"El suicidio es un privilegio de una persona. No creo que sea un pecado o un crimen, es su derecho. A pesar de que no llegará a ninguna parte."

Durante su carrera el comportamiento errático de la actriz, sus altibajos emocionales, insomnio, uso de drogas, alcohol y tranquilizantes fueron elementos de preocupación para sus allegados hasta que el 5 de agosto de 1962 la policía de Los Ángeles recibió una llamada del Dr. Ralph Greenson, psiquiatra de Marilyn, informando que la actriz había sido encontrada muerta en su casa, según la autopsia todo pareció indicar que fue por una sobredosis de medicamentos sugiriendo un suicidio. Pero existen muchas teorías de asesinato que circularon, algunas involucraban a los hermanos Kennedy, la CIA y complicidad con la mafia. Incluso se dice que fue reportado que el presidente Kennedy fue la última persona a quien Marilyn llamó.

Con 36 años, Marilyn Monroe fue enterrada el 8 de agosto de 1962 en una cripta en el Westwood Village Memorial Park Cementery en Los Ángeles vestida de verde en su traje favorito de Emilio Pucci y con un pequeño bouquet de rosas rosadas en las manos.

“Una sonrisa en mi rostro no significa la ausencia de problemas, si no la habilidad de ser feliz por encima de ellos”

Una vida exitosa pero tormentosa llena de belleza y vacío, dualidades que acompañaron a Marilyn Monroe durante toda su vida. Sin embargo, esto nunca pareció importarle, estaba comprometida con su producto –ella misma- y las vicisitudes del destino no la hicieron perder el garbo. Y su breve pero memorable paso por la industria muestra que Marilyn no buscaba dinero sino aceptación, quería conseguir el amor de la familia que nunca tuvo y la compañía fiel de alguien que la quisiera por quien era. Una pared difícil de derribar pero al final fabulosa fue, y fabulosa perdurará en la historia. #marilynmonroe #jfk