Los cuchillos los carga el diablo y sus derivados, como lo puedan ser los machetes, también. Algo que ya sabe medio mundo pero que no hubiera estado de más le hubieran repetido a uno de los concursantes de la presente edición de "#Supervivientes".

Hablamos de Kiko, quien acumula ya nada más y nada menos que un mes en la más absoluta de las soledades tratando de sobrevivir en la casa del árbol, donde por otro lado está aprovechando para perfeccionar sus habilidades como "robinsón", eso sí, dejando patente que todavía debe seguir practicando con según qué movimientos.

Si la práctica te convierte en maestro, uno de los puntos donde la maestría todavía no le ha llegado al novio de Gloria Camila es en lo relativo a abrir cocos con un machete.

Anuncios
Anuncios

Y es que en uno de los intentos de este por abrir uno en la casa del árbol ha dejado la imagen más sangrienta y alarmante de lo que llevamos de reality show.

Lo hacía en presencia de María Lapiedra, invitada como fantasma del futuro en su morada. Fue mientras intentaba abrir un coco, cuando Kiko para su desgracia, se cortaba el dedo perdiendo parte de una uña y tiñendo de sangre la zona de los hechos asustándose y asustando a la colaboradora de "Cazamariposas" en una estampa más propia de una película gore.

Una vez la sangre ha comenzado a manar de manera ostensible, María Lapiedra ha tenido que hacer de tripas corazón y reaccionar de manera rápida para tratar de cortar la hemorragia con un calcetín, siendo esto lo primero que ha encontrado a mano y que le ha ayudado a reducir el sangrado, a pesar de no parecer la medida más higiénica posible.

Anuncios

No obstante, la medida provisional acababa a la postre demostrándose de lo más efectiva, hasta el punto de evitar que fueran los médicos desplazados a la isla los que tuvieran que intervenir en la escena o incluso y dependiendo de la profundidad del corte, tener que sacarlo de donde se encontraba para ingresarlo y que recibiera la ayuda médica pertinente.

Kiko podía haber perdido un trozo de su dedo con un machete

Algo que por suerte no ha tenido que ocurrir a pesar de que en su página web el programa confirmaba que durante la maniobra de apertura de coco fallida, Kiko si perdía un pequeño trozo de la carne adherida a la uña, lo que han podido comprobar una vez le han explorado la zona dañada sin que afortunadamente se hayan producido más daños.

De momento Kiko tendrá que pasar lo que resta de concurso con el dedo vendado. Por suerte no hay que hablar de daños mayores. #Telecinco