¡Ya es oficial! #Oriana Marzoli, la comentarista de #Supervivientes 2017, ex concursante de este formato y especialista en reality show vuelve a Honduras para convivir con el resto de concursantes desde ahora y hasta el final del programa, salvo que la audiencia decida lo contrario a partir de la próxima semana.

Así se viene contando en distintas cabeceras de los principales medios de comunicación después de que el pasado domingo, esta aceptase en el debate la propuesta para retornar a la Palapa en la que ya estuviera conviviendo como "robinsona" de pleno derecho y desde el primer día en la edición de 2014.

Lo hará como parte de esa nueva figura que se suma al concurso.

Anuncios
Anuncios

La de los tres fantasmas. El del presente, el del pasado y el del futuro y que están representados por diferentes participantes de diferentes etapas del programa, siendo el de Oriana el del pasado, al ser una ex concursante de otra edición previa.

Después de sus únicos cuatro días de hace tres años en la playa caribeña, la venezolana quiere redimirse y aguantar el máximo tiempo posible. Algo que, por otro lado, también lleva acarreado un importante premio económico. Y es que, como el resto de concursantes de Supervivientes 2017, cada semana que esta permanezca en la Palapa se llevará un buen pellizco.

En este sentido, y sabedores de antemano que nadie se mete en un reality show de la televisión, y menos en condiciones extremas, pasando hambre y renunciando a todas las comodidades del mundo occidental, lo que se embolsará la venezolana por cada siete días dotando de contenidos este espacio no es moco de pavo.

Anuncios

Un salario por encima del elevado sueldo mínimo que se cobra en Supervivientes 2017

Y es que, recordamos, ninguno de los concursantes que han tomado parte en esta edición está percibiendo menos de 2.000 euros, siendo este caché el reservado para los supervivientes menos conocidos. Algo que, huelga decir, no es precisamente el caso de Oriana, ni a este lado, ni al otro del océano, donde ya ha formado parte de varios formatos de tele realidad.

De esta manera, y tomando la tabla de cachés que maneja el programa, los ingresos de Oriana dentro de SV 2017 oscilarían entre los 3.000 y los 5.000 euros por cada una de las semanas que esta duerma a la intemperie, sin colchón y alimentándose, exclusivamente de lo que tanto ella como su compañero desterrado en "La casa del árbol", donde esta estará durmiendo, sean capaces de alcanzar.