La imagen de #Oriana Marzoli se ha enturbiado por su comportamiento en Doble Tentación. Los espectadores estamos acostumbrados a verla fuera de sí, pero su actitud en este tercer reality chileno ha sido suficiente para poner un punto y final a su aventura en el país sudamericano.

La venezolana afincada en España no ha sido capaz de mirar a largo plazo y ha tirado por la borda la posibilidad de seguir colaborando con Mega. Sus insultos y descalificaciones han sobrepasado el límite y la cadena le ha cerrado la puerta en las narices.

Su carrera en Chile.

En varias discusiones, Oriana se jactaba de haber protagonizado tres realities.

Anuncios
Anuncios

Cabe destacar la conveniente contestación que Dominique Lattimore le lanzó en uno de sus enfrentamientos: “Y yo tengo tres carreras”. Tocada y hundida.

Amor a Prueba fue la primera incursión de la extronista en el país andino. Se mostró guerrera, como siempre, pero aportó también una cara más vulnerable y sensible ante la ruptura de su relación con Toni Spina. Dentro del encierro conoció a Marco Ferri y a Aylén Milla y demostró ser una amiga cariñosa y leal.

Para Volverías con tu ex, el destino le tenía preparada una sorpresa: conoció a su actual novio Luis Mateucci. No fue fácil la relación, ya que el argentino coqueteo con Gala Caldirola e incluso llegaron a besarse. Oriana mostró su peor faceta al dirigir diversos improperios contra la española.

En Doble Tentación, ha tocado fondo. Las agresiones verbales han subido de tono y ha sido denunciada por presuntos insultos racistas por parte de Dominique Lattimore. Inaceptable.

Anuncios

Algunos de los compañeros de concurso corroboran la versión de la chilena. A esto hay que sumar las fuertes y violentas broncas contra Alex Consejo.

¿Y ahora qué?

Oriana ha vuelto a España y se ha convertido en una de las colaboradoras habituales de Supervivientes. De hecho, ha protagonizado algunos de los mejores y de los peores momentos del programa.

La química que existe entre la venezolana y el presentador Jorge Javier Vázquez es más que evidente y forman un tándem cómico muy útil para enganchar a la audiencia con sus bromas.

No obstante, el conductor tuvo que expulsar a Oriana del plató por pasarse de la raya con sus comentarios hacia Lara Álvarez. No es la primera vez, con Emma García tampoco terminó bien en #MYHYV.

Cuestión de fe.

Si Oriana consigue controlar su temperamento puede transformarse en un animal televisivo a la altura de Telecinco. Su rapidez, su sentido del humor, su histrionismo y todas sus buenas cualidades, que las tiene, le pueden ayudar en su carrera televisiva.

Todo depende de ella. ¿Lo conseguirá o se convertirá en un juguete roto? #dobletentacion