Las polémicas no se acaban para la #Televisión española, aunque una de las más recientes no tiene nada que ver ni con políticos, ni con casos secretos de millonarias indemnizaciones, sino con la industria en sí, en un escandaloso "desliz" que hoy ha protagonizado la cadena TVE. Parece una tontería para muchos, pero lo cierto es que hay temas que no dejan de herir sensibilidades y con toda razón.

El suceso ocurrió durante la transmisión de "Los desayunos", conducido por Sergio Martín, donde fue mencionado un término durante las noticias que no pasó desapercibido para los espectadores. El mismo tuvo de fondo la ya de por sí polémica situación de los restos de Franco, los cuales quieren transportar desde su recinto actual en el Valle de los Caídos.

Anuncios
Anuncios

Esta discusión ha sido una de las últimas gracias del Congreso, que ha tomado por sorpresa a los españoles.

Fue Diego Losada quien hizo que se encendieran las antorchas, al prescindir del nombre del dictador para referirse a él como "Caudillo"; un título por el que fue bien conocido en tiempos de la Guerra Civil. ¿Y es qué cómo era posible que hoy, se siguiera teniendo tal consideración con un personaje que fue genocida? Era lo que no paraban de preguntar varios en las redes sociales y otros medios.

Al menos así lo ha expresado "La Información", dando paso a una ola de críticas en contra del espacio producido por TVE, quien para colmo, cuenta ya con un desagradable antecedente por la misma razón. Allá por el año 2013, el programa se vio obligado a emitir una disculpa por designar a Franco como Caudillo; pues la palabra bien podría considerarse como propaganda de la peor especie.

Anuncios

En este punto, es necesario recalcar el paralelismo que en la década de los 40, dicha palabra tenía con otros términos que aludieron a personajes tristemente célebres. Así, en Alemania Adolf Hitler era conocido como "Führer" y en Italia, a Benito Mussolini le apodaban "Duce". Ambos tenían en común con Franco, no solo la imposición de un régimen fascista y carente del respeto a los derechos humanos; sino también la muerte de millones de personas inocentes, muchas de ellas, pertenecientes a minorías.

En vista de las circunstancias, el Consejo de Informativos ha vuelto a designar que TVE se disculpe públicamente (de nuevo), por el incidente. La culpa no recae en Diego Losada, sino en toda la cadena, que hasta el momento no ha dejado saber ninguna declaración.