Desde hace unos días se ha desatado en los medios una enorme polémica entorno al actor Antonio Banderas. Y los tertulianos más críticos con Podemos no han dudado en aprovecharla para atizar mediáticamente al partido.

Resumamos primero los hechos que han dado lugar a la controversia. El actor era la cabeza visible de un proyecto, impulsado por él mismo, pero con la ayuda de varias empresas muy potentes ligadas a la Costa del Sol, que pretende rehabilitar dos antiguos cines en desuso, en pleno centro de la capital malagueña, y construir un gran contenedor cultural y de ocio.

La idea, que cuenta detrás con el apoyo de la promotora del Starlite Festival de Marbella, ganó un preconcurso internacional convocado por el Ayuntamiento de la capital, trámite previo para el concurso público definitivo que vendría más tarde.

Anuncios
Anuncios

Pero dos de los partidos de la oposición IU-Málaga y Málaga Ahora (con presencia de #Podemos), han denunciado que el concurso público es un traje a medida para el proyecto de Banderas. Ya que el alcalde, Francisco de la Torre (PP), había comunicado la posibilidad de incluir en el pliego de condiciones del concurso público, que los proyectos que quisiesen optan al mismo, contaran con una persona "con capacidad de proyección", lo que se interpretó como una clara alusión al perfil del actor.

Así que el voto en contra de estos dos grupos, con el apoyo de Ciudadanos, y la abstención del PSOE, mantienen el proyecto paralizado, por lo que Antonio Banderas decidió hace unos días abandonarlo publicando una carta donde exponía de forma muy crítica el mal trato recibido por las instituciones y, sobre todo, por los sectores críticos con la forma en la que se ha gestionado el proyecto.

Anuncios

Denunciando "insultos, descalificaciones y trato humillante".

Anoche, el programa de tertulia El Cascabel, de #13tv, abordó el asunto y dio la oportunidad a Alfonso Rojo de pronunciarse sobre el tema. Por supuesto no desaprovechó la ocasión para atacar e insultar a la formación morada, argumentando que Banderas habría pensado: "panda de catetos, ahí os quedáis, yo me voy a Beberly Hills y que os vayan dando".

El también tertuliano y analista político de ABC, Manuel Marín, se sumaba al ataque y las descalificaciones llamando "sectarios" a los integrantes de la formación política y argumentando que Antonio Banderas cae mal a ciertos sectores de izquierda porque su imagen se vincula con la Semana Santa.

Poco parece importarle a estos tertulianos la necesidad de transparencia e igualdad de oportunidades en los concursos públicos. Cuando la #Actualidad en temas de corrupción nos muestra, cada día, como son usados para el desfalco de las instituciones, el blanqueo, o el cobro ilegal de comisiones.