A menos de una semana de celebrarse las esperadas elecciones del PSOE, es preciso decir que si hay un personaje que sea el protagonista de los medios de comunicación en este momento, es precisamente la andaluza Susana Díaz, a quien pudimos ver en una entrevista que fue tan esperada como crítica. La candidata se presentó en un segmento de La Sexta, para departir con el tertuliano estrella, Eduardo Marhuenda.

No obstante, el intercambio que tuvieron no acabó en los mejores términos. Tanto Andrea Ropero como Iñaki López, corrieron también con el cargo de darle la bienvenida al set de "La Sexta Noche", en un encuentro que subió bastante los niveles de rating.

Al principio, la plática transcurrió con normalidad.

Anuncios
Anuncios

Susana explicaba cuales eran sus funciones dentro del PSOE y el rumbo que tomaría con el partido si resultaba electa la siguiente semana. Y es que sin duda, esta es la cuestión que más preocupa a los españoles, en vista de algunas de sus declaraciones más polémicas. A pesar de ello, Díaz se mostró muy clara en comentar que no eran una facción nacionalsocialista y que respetaba la diversidad.

Su tono cambió bastante cuando salieron a relucir comentarios en torno a su rival, Pedro Sánchez, que no fueron precisamente los más benévolos. Pero a medida que transcurría el programa, la tertulia adoptó un tono de lo más polémico, que la política enfrentó no con demasiada entereza. ¿El tema de conversación? Los escándalos en los que se ha visto involucrado el PSOE durante las últimas semanas.

"Palabras malsonantes", fue el término que Díaz utilizó para referirse a dichos asuntos, que en su opinión, eran un intento por perjudicar la reputación del partido en un instante crucial.

Anuncios

Y al comentar esto, hizo especial referencia al senador que destrozó su propia foto en público.

Inda contraatacó con un aspecto que desde luego, no iba a dejar de discutirse en la entrevista: los impuestos. Agudo como siempre, el showman no tuvo problemas en hacer notar como el territorio andaluz, contribuía mucho menos al erario que el resto de España. Díaz le respondió, evasiva y con desdén, como "habría que ver cuánto ganaba él". Y con todo y eso, no se libró de tener que desvelar el salario que ella misma cobra actualmente por mes. "Entre 3,000 y 3,200 euros", contestó con ciertas reservas, haciendo reaccionar a las redes sociales.

Al final, ni Inda ni Díaz se llevaron las de ganar, sino Atresmedia. #lasexta