Se acabó la espera tanto para Diego Matamoros, como para Tanit y sus respectivas familias. Después de que la justicia española haya estado estudiando el caso durante las últimas semanas, ya hay sentencia oficial en relación a la denuncia de agresión interpuesta por la que fuera pareja del hijo de Kiki Matamoros hace unas semanas.

Así se ha conocido en las últimas horas después de que se haya revelado que el hermano de Laura Matamoros y comentarista televisivo haya llegado a un acuerdo con la Fiscalía aceptando una condena que no parece ni mucho menos grave y que ha quedado confirmada en negro sobre blanco en una sentencia que es ya de uso público.

Anuncios
Anuncios

Según esta, el denunciado, es decir, Diego Matamoros, es finalmente condenado por los hechos acontecidos en el día de autos a 31 días de trabajos para la comunidad y a ocho meses de alejamiento con un mínimo de dos cientos metros de la denunciante, Tanit, que es de obligado cumplimiento y que se empieza a aplicar en el mismo momento de comunicarse oficialmente a las dos partes, es decir, desde ya.

De esta forma, tras el pacto con la Fiscalía, Diego Matamoros evita cualquier opción de acabar en prisión recogiéndose en la sentencia judicial que este no tuvo "la intención" de agredir a a que fuera su pareja, siendo este matiz capital para entender el porqué de tan suavizada decisión judicial.

Cabe recordar que la denunciante interponía hace ahora algo más de un mes una denuncia por un presunto delito de agresión que este siempre negó indicando que el daño que le pudo producir a su ex pareja se debió a un tropiezo de este con una maleta que le llevó a impactar con ella, no pudiendo evitar el fatal desenlace.

Anuncios

Una "imprudencia" que es como este lo habría calificado en palabras de su padre que le habrían llevado a contusionar, pero nunca agredirla, a pesar de lo que esta contó a la policía en la madrugada en la que cambió para siempre la vida de ambos, y sobre todo para Diego Matamoros.

Aunque la petición por parte de la acusación ascendía a una pena de cárcel o prisión de un año y medio de privación de libertad, además de una orden de alejamiento de un mínimo de medio kilómetro de distancia entre denunciante y denunciado, finalmente la Fiscalía ha decidido optar por aceptar la mínima propuesta dado que se entiende que no hubo "intención directa" de agredir.

De momento no ha habido reacciones públicas de ninguna de las dos partes implicadas. En cuanto se produzcan se las contamos. #diegomatamoros #Sálvame