Es muy notorio que en "La Sexta Noche", la presencia de los periodistas Francisco Marhuenda y Eduardo Inda ha disminuido considerablemente. Si bien antes podíamos ver a ambos comunicadores de principio a fin del programa, ha llamado la atención como a partir de las 00:30 horas aproximadamente, ambos brillan por su ausencia. Ahora, la tertulia ha optado por mostrar nuevos rostros en la pantalla; especialmente en lo que se refiere al segmento social de la emisión.

El mismo Marhuenda lo reconoce, aunque sin buscar confrontación con los productores o la cadena. De hecho, ha hecho hincapié en que su relación con ellos sigue siendo de lo más amistosa, y tranquilas fueron sus declaraciones para "La Marimorena" en 13tv.

Anuncios
Anuncios

Y es que de acuerdo con el presentador, #lasexta está cada vez más enfocada en abordar su programa por el lado social; algo que a él le incomoda mucho y que prefiere dejar a otros conductores. Fue por ello que la reducción de su tiempo al aire le pareció una decisión razonable.

"No critico que puedan prescindir de mí. Tienen todo su derecho, son amigos míos", dijo, descartando por completo cualquier confrontación.

El horario es otro detalle en el que Marhuenda se vio beneficiado, por el tiempo que pasaba en el plató. Antes, era obligación para él estar presente los sábados hasta después de las 2 de la mañana, lo que describió como "un palo". Ahora se queda únicamente hasta la 1 y en la parte central de la emisión, la que más le interesa.

"... y es que la parte social me incomodaba, lo digo públicamente", admitió.

Anuncios

Por otra parte, no faltan quienes se muestran suspicaces ante esta repentina decisión de LaSexta, sobretodo después de que #Podemos, hiciera pública una petición en Change.org para que despidieran tanto a Marhuenda como a su compañero Inda. Probablemente sean los dos periodistas que más desencuentros han tenido con los del partido morado durante sus entrevistas.

Con todo, hasta ahora no hay quien niegue que ambos siguen siendo parte esencial de la cadena debido a sus fuertes opiniones.