Actualmente, se habla mucho sobre el supuesto hecho de que Los Simpson predicen el futuro, ya que varios sucesos que han sido representados en los capítulos, de hecho se han hecho realidad unos años después. Claro, esto puede ser visto como una simple casualidad, debido al número de episodios. Sin embargo, parece que tenemos una profecía relacionada con juguetes electrónicos.

Y es que, en varios episodios pertenecientes a la década pasada, se mostró la trama sobre algún tipo de juguetes malvados, que al parecer tenían malas intenciones por parte de los diseñadores y fabricantes, como recolectar datos, influenciar al niño que lo usaba, entre otros.

Anuncios
Anuncios

Claro, en el siglo pasado estos juguetes eran muy avanzados, pero ahora resulta que si pueden fabricarse.

Juguetes conectados en línea

Actualmente, dichos juguetes avanzados mostrados en Los Simpson pueden ser hechos, y al parecer hay una similitud real con la época que corre. Un ejemplo claro, es la fabricación del nuevo –Furby- fabricado por la compañía Hasbro. Esta nueva versión se conecta al teléfono inteligente, graba voz, y puede hablar en 24 idiomas distintos.

Casualmente, en las navidades de 1998 la versión anterior de dicho Furby era vendida en Estados Unidos y Europa, arrasando en ventas y siendo el regalo preferido por todos los niños. Como sabemos, Los Simpson siempre tomaron situaciones reales para mostrar en los capítulos, y este suceso no fue la excepción.

Por eso, en un episodio del siguiente año la serie representó la trama con un singular muñeco llamado –Funzo- el cual era una clara referencia a Furby.

Anuncios

En este capítulo, el muñeco tenía todas las habilidades mostradas en la versión real de hoy en día, en cuanto a grabar voz, conectarse en línea, en otros. Claro, al parecer también era maligno, ya que –mataba- a los demás juguetes.

Por otro lado, Hasbro no es la única compañía sospechosa en este sentido, ya que la empresa china llamada Genesis Toys está actualmente bajo investigación. Esto se debe a la venta de dos de sus productos, la muñeca para niñas –my friend Cayla- y el robot para niños –I Que Intelligent Robot- en los que presuntamente hay recolección de datos sin conocimiento del comprador.

De hecho, la compañía está siendo investigada también en Europa, donde dicha búsqueda arrojó que la empresa no tiene los requerimientos legales para fabricar juguetes de este tipo. También, los datos grabados son enviados a terceros, que fabrican software de reconocimiento de voz, y esta información es comprada; es decir, la grabación se hace con ánimo de lucro. #Los Simpsons