Por si alguien lo dudaba o creía que se trataba de una pose, lo de Pol y Adara fuera de la casa de Guadalix de la Sierra va muy en serio. Así lo han querido demostrar y enseñar a sus fans a través de sus cuentas oficiales en las redes sociales en el que ha sido el primer fin de semana juntos tras conocerse en #Gran Hermano 17.

Un fin de semana en el que la madrileña y el catalán habrían tenido varios momentos de auténtica pasión y no menos escenas de romanticismo en lo que parece estar siendo esa irrupción total de sentimientos que se producen en las primeras fases de todo noviazgo, y que, cómo no, también está afectando a esta dupla de jóvenes y guapos.

Anuncios
Anuncios

Sobre este reencuentro, qué decir, basta con ver la foto que Pol subía a internet y que pronto era compartida por cientos de seguidores de GH 17 y echar un ojo a la inscripción que este ponía, con el beneplácito y la aprobación de la que es ya, de todas, todas, su novia con carácter oficial.

Allí, se podía ver a ambos tras un bonito amanecer tras una noche que a buen seguro fue de lo más pasional y divertida, abrazados y con la azafata besando en la mejilla al luchador genéticamente perfecto en una muestra de amor total que encandiló a los 'adaristas' y a los 'polistas', ahora que forman ya un solo ente.

Por si la preciosa imagen no fuera suficiente, la redacción del texto que la acompañaba aún fue mucho más explícita, en ella Pol indicaba sentirse feliz con la "ganadora moral de esta edición de Gran Hermano" colocando un emoji con una cara feliz, agregando que estaban "juntos, le pese a quien le pese", para cerrar el post con un contundente "te quiero".

Parece pues más que claro que las publicaciones que han venido indicando que Pol había salido más de la cuenta tras su expulsión de #GH17 y que se había hecho fotos comprometedoras, también más de la cuenta, que podrían acabar por llenar de dudas a Adara sobre lo que su chico había estado haciendo fuera, no han cambiado un ápice el deseo de Adara de empezar una nueva vida junto a Pol.

Anuncios

¡Suerte chicos!.