Ni contigo, ni sin ti. Ni me olvido, ni me quiero olvidar. Ni soy feliz, ni te dejo serlo a ti. Esta parece ser la dinámica en la que han entrado de los ex tronistas y ex pretendientes viceversos que más juego han venido dando en los últimos meses en Mujeres y Hombres y Viceversa, Ruth e Iván.

La que fuera una de las parejas que más tiempo consiguió esconder su relación paralela mientras ambos lo tenían terminantemente prohibido por encontrarse trabajando en #MYHYV, ha vuelto a ser protagonista en las últimas horas después de que se vieran por última vez en el bochornoso programa en el que todo se destapó por boca de la de Basauri y que rompió para siempre su vínculo emocional.

Anuncios
Anuncios

Tan solo unas horas después de que viera la luz la última aparición televisiva de Iván, recordando a Ruth como "una niña" que ha tratado de amargarle en lugar de "la mujer" que él "necesita", la cosa ha ido a más en la reaparición del que fuera tronista en el programa que presenta Emma García deslizando que la vasca ha tratado por todos los medios que ambos se reconciliaran sin que hubiera posibilidad alguna por parte suya, lo que ha olido a cuerno quemado a Ruth.

Para la que fuera en su día pretendienta de Manu, tronista y pretendienta de Iván, ese tipo de "mentiras" sólo llevan como fin hacerla daño por un lado y que el que fuera su chico recupere el trono que ansía y que no conseguirá de ninguna manera a través de la dinámica en la que este ha entrado de exposición en los medios.

No obstante, si quiere guerra, parece que la de Basauri se la dará, ya que no ha dudado en pedir al programa que si vuelve este a hablar de ella en el plató de Telecinco, esta quiere estar presente para defenderse y, de paso, seguir en el candelero mediático que les asegura a los dos más bolos y exposición evitando así el olvido en el que suelen caer muchos de los exviceversos tras su paso por el programa.

Anuncios

La guerra entre ambos, en su segundo volumen, está servida y lista para iniciarse. Los dos tienen ganas de despellejarse en televisión y no duden que si dos quieren las cosas pasan.