Si hay algo que ha quedado completamente claro es que el mundo de la #Televisión ha cambiado y mas aún en España, una nación que estuvo reprimida durante cuarenta años y que cuya imaginación televisiva estuvo siempre influenciada por un sistema que no otorgaba libertad alguna. Es así, pues, que en plena democracia pudimos experimentar un auténtico "boom" de fenómenos que hasta entonces considerábamos extraños, dando lugar así a la gran diversidad cultural y de entretenimiento de la que gozamos hoy en día. Y es que cualquiera que aprecie su gusto por la televisión puede entender dicha magnitud alcanzada.

Numerosos son los programas que se dan hoy en día.

Anuncios
Anuncios

Junto a internet, la televisión se ha convertido en el principal medio informativo, ya que las temáticas que exploran son de cualquier tipo, aunque desgraciadamente no todo ha sido progreso en el mundo de la comunicación, pues a medida que aumentaba la demanda también se ha aumentado la vulgaridad. Personas como presentadores que deberían ser un ejemplo, se han dado a la vulgaridad, algo que antes no ocurría sin lugar a dudas.

Entre la diferente variedad de programas de los que podemos disfrutar, hay uno que sin lugar a dudas rompe con  toda la censura que haya podido existir, y ese es El Intermedio, emitido en La Sexta y presentado por el gran Wyoming. Dicho programa se caracteriza por ofrecer las noticias políticas actuales desde un punto de vista cómico y ameno, eso no quiere decir que lo que se cuente en ese programa sea falso, pues a veces llevan a personas importantes, ya pertenezcan al marco político, cultural o social.

Anuncios

Iñaki Gabilondo visitó El Intermedio y lo que dijo, sin lugar a dudas, no sentará bien en algunos sectores: "los barones tenían muy claro que no iban a acercarse a Podemos". Sobre el tema de la independencia de Cataluña su idea era bien clara, pues considera que el Parlamento no tiene la capacidad suficiente para resolver dicho problema. También dedicó unas palabras al PSOE, pues manifestó lo siguiente: "Pedro Sánchez y Susana Díaz no son los mejores para reconstruir al PSOE", dando a entender así que el posible ascenso de la andaluza sería un acto perjudicial para el partido socialista.