¿Te gusta el fútbol? ¿Te gustan Los Simpson? Pues bien ha habido momentos donde has podido tener los dos al mismo tiempo y es que no son pocos los capítulos que esta serie de animación estadounidense, que ha hecho historia, ha logrado unir nuestras dos pasiones. Una serie sarcástica y el deporte con más rating en el mundo.

Desde hace ya varios años #Cristiano Ronaldo, mejor conocido con su nombre publicitario como CR7 se ha cristalizado en la pirámide publicitaria de varias marcas incluida por supuesto la marca estadounidense Nike, de la cual no sólo es la imagen más icónica y oficial para el mundo sino también el protagonista de muchos comerciales.

Anuncios
Anuncios

Y, por supuesto, esto ha ido en aumento con el tiempo, cosa que ha permeado directamente en lo que son las series más icónicas y, ¿cuál mejor que Los Simpson? Fue ahí en donde este futbolista tuvo de alguna manera su momento de fama más pintoresco por así decirlo justo al inicio de la promoción para un mundial de fútbol, en donde pese a no brillar sí brilló en el comercial.

Y por supuesto dio mucho de qué hablar, tanto que para ese momento se volvió tendencia la mezcla que sirvió de publicidad a ambos, Simpson y CR7, de los cuales los últimos tuvieron incluso algunos capítulos con elementos futbolísticos en su haber.

Todo empezó con Sudáfrica

Si en ese icónico mundial en donde el protagonista fue España, Nike sacó una campaña bastante ambiciosa en donde por supuesto la estrella al final fue nada más y nada menos que CR7. En este comercial luego de un despliegue inicial de estrellas de la talla de Rivery, Rooney, Ronaldinho y Cannavaro, llega Cristiano Ronaldo.

Anuncios

En principio la estrella del Real Madrid aparece jugando en una cancha y haciendo gala de sus amagos y habilidades con la casaca de Portugal, pero luego en una sucesión de éxitos que incluye la inauguración de su propia película, CR7 pasa al mundo de animación de Los Simpson.

Es allí donde un Cristiano Ronaldo amarillo y con sarcillo incluido aparece tocando a la puerta de Los Simpson vestido con la franela de Portugal, a lo que una vez que Homer abre y exclama: "¡Oh, Ronaldo!", el futbolista le hace un caño acompañado por el guiño de un ojo.

La escena es súper corta, pero suficiente para darle un toque único que marcó cierta pauta en el mundo de los comerciales de fútbol y que por supuesto le dio más aires a nuestra ganadora y preferida serie. #Los Simpsons