Cada día más incrementan las personas que suelen hacerle cambios drásticos a su cuerpo, cambios que quedarán más marcados que un tatuaje en su vida. Las estadísticas de las cirugías, que suelen ser un verdadero riesgo para cualquier humano, se vuelven más altas. Pero ésto no se queda aquí, ya que las personas que suelen quedarse en casa a inventar sus propios métodos de #Belleza también crecen, siendo éstas más increíbles que cualquier cosa que podría hacer un cirujano plástico en un caso común y en uno no tanto.

Por esta razón, Aleira Avendaño una #Mujer Venezolana modelo de 26 años hizo algo totalmente increíble, ya que expuso a su cuerpo a una rigurosa rutina usando un corset que normalmente solía estar muy apretado durante 6 años, esta dama dice haber cumplido su sueño de tener una figura de reloj de arena.

Anuncios
Anuncios

El uso del corset fue algo sumamente duro ya que se colocaba el mismo durante 18 horas al día.

Cada día se acostumbraba más a la rutina a la cual se exponía para quedar con una cintura muy pero muy delgada que la hiciera ver como una muñeca.

Al dejar la larga rutina de 6 años la cintura de esta mujer le quedó con unos impresionantes 55 centímetros, algo totalmente único. Aparte de ésto, durante muchos años se ha realizado distintas operaciones en varias partes del cuerpo siendo las más importantes la de los senos y glúteos.

Sus familiares y amigos se muestran muy preocupados por todo lo que hace, pero lo que más parece delicado es la preocupación que actualmente tienen sus doctores por su salud y el efecto que puede tener todo esto en sus órganos, ya que éstos son desplazados cada vez más hacia lugares donde no deberían estar, como algunos que se encuentran unos encima de otros, lo que hace que moverse bruscamente o chocar con algo pueda llegar a ser fatal y haría fallecer a esta modelo, a lo que ella dice que sinceramente no le importa su salud sino su figura y que se siente totalmente contenta de lo que hizo y lo que está haciendo ahora mismo con su vida.

Anuncios

Sin duda, esta es una práctica ¡nada recomendable! #YouTube