Tremenda bronca la que se ha armado en las redes sociales, a partir de los mensajes de Albert Rivera, dirigente de Ciudadanos y Arnaldo Otegi, quien comanda a EH Bildu. El motivo de la rencilla, como de costumbre, involucra a los etarras. Rivera no tuvo contemplaciones para poner en su lugar al portavoz.

Todo comenzó el pasado 28 de mayo, cuando Otegi expresó su descontento por la celebración del Día de las Fuerzas Armadas, colocando un tweet que hirió sensibilidades: "Mientras en Catalunya se habla de urnas y de democracia, en España se le hace un homenaje a sus fuerzas armadas. Todo en orden", manifestó, irónico.

No pasaría demasiado tiempo para que Rivera le contestara con el mismo nivel de acidez, haciendo burla tanto de su tono sarcástico como del descaro que mostraba en Internet.

Anuncios
Anuncios

"Mientras tus amigos y tú asesinábais a centenares de servidores públicos ellos nos protegían de elementos como vosotros. Todo en orden".

Y esto no es lo único que últimamente, ha aquejado al líder de Ciudadanos. Otra cosa que no le pareció, fueron los pitidos que durante la Copa del Rey; durante la cual se enfrentaron los equipos de FC Barcelona y el Alavés, los espectadores soltaron mientras se entonaba el himno de España. Rivera se preguntó cómo sería posible la convivencia, si sus compatriotas efectuaban tal falta de respeto ante los símbolos. Esto mismo fue lo que manifestó durante el acto de presentación de Inés Arrimadas, al emitir su candidatura para dirigir la Generalitat.

En estos momentos, Rivera asegura que su mayor prioridad es la de instituir un proyecto en común, junto con unos valores sociales que permitan el respeto mutuo entre las personas.

Anuncios

Ciudadanos por supuesto, estaría al frente de tal empresa, con tal de que la gente no desenfoque su atención de la sana convivencia y la moral.

Pero volviendo al asunto de su guerra de tweets con Otegi, todavía no se ha hecho eco de ninguna respuesta de este último, aunque sabemos que está más que familiarizado con los reclamos y la indignación por parte de las víctimas de ETA. No hace mucho, teníamos noticia de la más reciente querella en contra de Netflix, ante el estreno de un documental, donde al individuo se le retrata como héroe y responsable de la disolución de la organización terrorista.

Si bien no pudieron tomarse medidas legales en dicho asunto, sí que desembocó en una avalancha de críticas a través de las redes sociales. #Actualidad