El autobús que #Podemos ha puesto a recorrer las calles de Madrid para denunciar lo que ellos denominan “la trama” ha comenzado su segunda jornada con complicaciones técnicas.

Anuncios

Aunque a lo largo de la mañana, viendo el retraso en la partida del autocar, comenzaron a circular. Desde una supuesta prohibición, hasta amenazas. Lo cierto, al menos la versión oficial omitida por el partido creador de esta polémica idea, es que el vehículo había tenido problemas con el embrague.

En forma de parodia, el partido morado, ha comenzado la semana dando la nota, aunque no pareciera que con buenos resultadlos, ni la aprobación de todo el equipo.

Anuncios

El grupo liderado por Íñigo Errejón, quien ya demostrara su desacuerdo por las últimas posiciones de su partido ha sido de los primeros en posicionarse. Errejón lo ha hecho siendo fiel a su propuesta más dialogable y empática, con la que perdió en Vistalegre, pero ha ganado en prestigio político.

El que fuera segundo de Pablo Iglesias desde los orígenes de Podemos hasta fines de febrero ha optado por el silencio y no hacer proselitismo en ninguna de las redes sociales.

Existen dos puntos por los que se cuestiona la campaña de Podemos. Sin ninguna duda, la puesta en marcha del “Trama Bus”, es una parodia del vehículo que hace apenas semanas, hizo circular la entidad “Hazte Oír”. [VIDEO]El mismo que desató que políticos y organizaciones no gubernamentales cuestionaran con vehemencia su falta de tolerancia. Tanta polémica desato ese autobús que a las 24 horas de estar circulando por las calles de la capital fue prohibido y retenido por la policía..

Anuncios

En primer lugar que la campaña parte de esa día, tan cuestionada, ha generado malestar hasta en integrantes del propio Podemos. Si bien, quien primero puso una campaña similar y a la que Hazte Oír quiso emular fue la asociación Chrysallis, el escándalo se desató con la primera organización. La respuesta fue considerada de intolerancia y las aclaraciones de su presidente no llegaron a convencer a la opinión pública.

Pese a que, con unas horas de ventaja en la vía pública y sin una prohibición al momento, el vehículo de la agrupación liderada por Iglesias, no logra acercarse a la repercusión que tuvo el de Hazte Oír.

El otro aspecto que abre debate con respecto al autocar de Podemos, es la vuelta a la calle, en lugar de centrarse en las políticas parlamentarias y participar desde el Congreso en lugar de centrase en acciones que aseguren minutos en TV, pero ninguna medida que modifique o proponga cambios.

“Trama Bus” es un autobús con los rostros de varios políticos y empresarios que según el partido morado han contribuido y participado de la #Corrupción en España.

Anuncios

De fondo azul, notablemente similar al que utiliza el Partido Popular en sus sigla siglas y logotipo, pueden verse dibujados Mariano Rajoy, Jordi Pujol, Rodrigo Rato, José María Aznar, Felipe González, Luis Bárcenas y Esperanza Aguirre. El publicista que ideó esta campaña no quiso desaprovechar ningún recoveco del vehículo, por lo que en algunos espacios menos visibles también se distingue a Miguel Blesa, Gerardo Díaz Ferrán, Juan Luis Cebrián, Juan Miguel Villar Mir, Arturo Fernández y Eduardo Inda.

El recorrido del "trama bus" varía según los días, pero como puede preverse antes por su infografía, las escalas incluyen sedes de partidos políticos y entidades bancarias. La intención del partido liderado por Pablo Iglesias y quien ha estado presente en la presentación y parte del recorrido, es continuar por las calles de Madrid durante algunos días más, para luego comenzar a recorrer otras ciudades y comunidades, que estarían involucradas según ellos en delitos de corrupción.