Los 62 militares españoles que regresan a casa después de más de 4 meses de misión en Afganistán, ya supieron de algunos inconvenientes, cuando una escala en Kabul de poco tiempo, se trasformó en una espera de más de 6 horas.

El Yakovlev - Yak-42D voló durante alrededor de 4 horas, hasta que las 3,12 de la madrugada (hora de España) se estrellaba en noroeste de Turquía, en Trabzon. Ha sido el mayor accidente sufrido en la larga historia de la Armada. Salvo Melilla y Baleares, no hubo una sola comunidad del país, en la que no hubiese nacido allí uno de los militares fallecidos.

La mayoría de las personas que fallecieron aquel 26 de mayo, rondaban los 30 años. Estaban destinados en Madrid, Zaragoza, Burgos y Valencia. El informe oficial realizado por Turquía, constata que toda la tripulación era idónea y salvo una azafata que probablemente estuviera de descanso, dieron negativo en el control de alcohol. Sin embargo, el personal de llevaba más de 23 horas de trabajo en el momento del accidente. #Accidentes