Cuando piensas en Cuba, piensas en playas hermosas, en vacaciones de sol, en mojitos y obviamente en la gente del país. Si unimos todo ésto, se formaría una perfecta película en nuestra cabeza, tal que estaríamos en una playa con aguas cristalinas de #Cuba, con un puro (habano) en las manos y relajación total, y si además, la persona que te trae ese fantástico mojito es una atractiva y espectacular chica local aún mejor, ¿verdad?

Existen muchas opiniones sobre la personalidad generalizada de los cubanos y cubanas. ¿Qué hay de cierto en ellas? ¿Se cumplen todas? Analicemos la situación desde varios puntos de vista.

¿Los cubanos son trabajadores?

En Cuba existe un sistema que todos conocemos (socialismo), el país en dicho sistema, adoctrina al pueblo para la eficiencia laboral y la constancia en el trabajo, de manera que todo cubano sea provechoso para el estado y sus conciudadanos. Por lo tanto, se exige que toda persona tenga una acupación laboral y que dé estabilidad al país. Podemos decir que son un pueblo trabajador, calmado, pero trabajadores en su gran mayoría.

¿Los cubanos son divertidos?

Cuba es un país pobre y, a pesar de ello, los cubanos, para evadir los problemas diarios, intentan ser felices por otros medios como son la música, el baile, las fiestas, los chistes y las diversiones que, aunque no sean muchas, las que hay son muy amenas y bien recibidas. Desde pequeños hacen reuniones en las esquinas de cada calle y se cuentan chistes para pasar el día. La diversión prima ante todo por lo que una sonrisa en la cara de los cubanos es siempre una opción que están dispuestos a elegir.

¿Los cubanos son calientes y charlatanes?

Tras la precaria situación de la isla caribeña, y la escasez de videojuegos, parques de atracciones, bares y actividades modernas de ocio en los países desarrollados que le rodean, e incluso la imposibilidad de viajar fuera del país hasta hace poco, obliga a volcar esos deseos de ocio moderno en otro tipo de diversión. En este caso, el deseo de entretenerse mirando chicas o chicos, es el sustituto perfecto. Comparan unas con otras y viceversa, intentando cortejarlas con el fin de seducirlas mediante las palabras dulces, envolventes y sensuales. De esta manera con el modo de "prueba-error" y la práctica continua, perfeccionan los cubanos sus métodos de buena “labia”. Una vez fuera del país puede disminuir esta palabrería con el mismo sentido que en la isla, pero las frases dulces hacia su pareja nunca dejan de estar presentes.

¿Todos son #infieles o mujeriegos?

Esto es un mito, el ser infiel o mujeriego no está condicionado a la procedencia. Quizás el cariño que demuestren hacia las personas que les rodean, puede interpretarse de maneras distintas, pero es sólo cultura de expresión, y no esconde ninguna segunda intención, más allá de la de demostrar cariño sincero a sus congéneres.

La realidad es que Cuba es un hermoso país al que hay que visitar, hermosas playas, preciosas vistas y paisajes, y personas alegres, divertidas y serviciales. #mitos