Los ataques informáticos masivos, conocidos como ransomware, que afectan a grandes y pequeñas empresas, y comenzaron el pasado 12 de mayo, se cobran una nueva víctima: #disney. Los #hackers han conseguido acceder a la película Piratas del Caribe 5: La Venganza de Salazar, con un estreno establecido para el 26 de mayo, y exigen a Disney una gran suma de dinero en moneda digital Bitcoin si quieren evitar su filtración pública.

Piratas contra piratas

La denuncia del robo había sido emitida por Disney esta mañana, y hecho público por el consejero delegado de la compañía, Bob Iger, pero el nombre de la cinta no había sido revelado.

Anuncios
Anuncios

Eso sí, desde el principio, la compañía del ratón ha dejado clara su posición en el asunto, y es que no van a pagar ninguna cantidad de dinero a los chantajistas.

Fuentes de Deadline han destapado el título en cuestión, generando una oleada de pánico entre los fans de la franquicia de los piratas. Por otro lado, Disney asegura estar trabajando de forma muy estrecha con el FBI y con Hector Monsegur, director de Rhino Security Labs, y actual consejero de la agencia, quien enfatiza la dificultad de la investigación, debido a lo inusual del ataque, y la variedad en cuanto a la procedencia de los servidores.

No es el primer ataque, ni el último

El fallo de seguridad, que habría dejado entrar a los hackers, no sería responsabilidad de Disney, sino de las pequeñas productoras y distribuidoras, cuyo presupuesto no permite invertir grandes cantidades de capital en previsión de hackeos.

Anuncios

Esto no es la primera vez que sucede; recientemente, Netflix sufrió un ataque similar, con el robo de hasta diez capítulos de la serie de TV Orange is the New Black.

Al igual que la productora que nos ocupa, Netflix fue amenazada con la publicación online de dichos capítulos, y se negaron a pagar la enorme cantidad de dinero exigida. El resultado fue la filtración en red de la quinta temporada completa de la serie, que aún tiene que estrenarse en junio de 2017.

Parece que los ataques ransomware tienen como objetivo grandes compañías y entidades políticas, por lo que se estiman futuros hackeos con el objetivo de extorsionar y chantajear a susodichas instituciones. Recomendamos precaución con la compra de productos online en los próximos días, pues no sería la primera vez que se sustraen números de cuenta bancarios públicos, algo que ya ha padecido Sony Computer Entertainment en numerosas ocasiones. #Piratas del Caribe