Anuncios
Anuncios

La #desaparición de Madeleine McCann, conmocionó al mundo entero. Era habitual ver carteles con la cara de la pequeña por todas partes, pero después de estos diez años en los que por desgracia no se ha encontrado a Maddie, la investigación podría llegar a su fin.

El gobierno británico, de momento no ha anunciado que vaya a ampliar el presupuesto para este fin, a pesar de que los encargados en este asunto lo hayan pedido. Y es que, para encontrar a Madeleine se han gastado ya 11 millones de libras, lo que vienen a ser 12,6 millones de euros.

Además de una gran suma de dinero, también se ha invertido un esfuerzo titánico por parte de los efectivos policiales encargados en la #búsqueda de Maddie.

Anuncios

Según Sky News, esto es muy frustrante para los detectives en un momento clave, piensan luchar para una nueva prórroga, ya que se encuentran ante una pista en la que tienen puestas todas sus esperanzas.

La policía británica, estaría buscando a uno de los trabajadores del resort del Algarve, en el que desapareció la pequeña Madeleine, hace diez años cuándo ella solo tenía cuatro. Se piensa que es un testigo que ha guardado secretos clave para desentrañar el gran misterio de la desaparición de Maddie.

A pesar de que ya han pasado diez años de su desaparición, sus padres luchan por mantener vivo el recuerdo de su hija Madeleine y por supuesto que no se deje de buscar a la pequeña, que desapareció el 3 de Mayo de 2007, cuando toda la familia se encontraba de vacaciones.

La familia se siente muy agradecida, porque la policía se está implicando mucho en el asunto y está luchando mucho para que la búsqueda de Madeleine continúe.

Anuncios

Las investigaciones han dado muchas vueltas durante estos diez años, incluso se ha llegado a sospechar de sus padres, porque se encontraron fluidos corporales de la pequeña en el maletero del coche.

Los padres de Madeleine fueron declarados sospechosos pero no se ha podido demostrar que hayan sido culpables. Además, a pesar de su imputación, ambos no han dejado de luchar, enseñando fotografías de sus hijos e implicándose en todas las investigaciones policiales. De hecho la página oficial "Find Madeleine", sigue pidiendo dinero para la causa.

Según las declaraciones de los padres, Madeleine desapareció mientras ellos se encontraban cenando en un restaurante con unos amigos, a 50 metros de la habitación en la que estaban durmiendo Madeleine y sus dos hermanos gemelos Sean y Amelie, de dos años. Su madre fue un momento a la habitación para ver que todo estaba bien y se encontró la cama de la pequeña Maddie vacía.

Aunque ya han pasado diez años y aún sigue habiendo diversas teorías de aquella noche, la policía mantiene las esperanzas y cree que podrá esclarecer lo que realmente pasó con la pequeña Madeleine. #Madeleine McCann