Caracas.- El presidente de #Venezuela, Nicolás #Maduro, asomó este miércoles lo que muchos ciudadanos ya estaban esperando. Afirmó que los alimentos subsidiados que distribuyen los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (CLAP) podrán comprarse con el Carnet de la Patria.

“Nosotros tenemos que llegar en el mes de marzo a la carnetización de todos los CLAP y que la gente empiece a pagar su CLAP con su Carnet (de la Patria)”, aseveró el mandatario desde el estado Sucre.

Asimismo, Maduro indicó que el pago de estos alimentos podrá hacerse por vías electrónicas, y mostró el código QR que posee el carnet, y dijo que a través de dicho código también se podrán efectuar los pagos.

Anuncios
Anuncios

¿Qué es el Carnet de la Patria?

El Carnet de la Patria se ha convertido desde entonces en un documento para la compra de alimentos provenientes de la Misión Alimentación y es un requisito para recibir cualquier tipo de ayuda social.

El proceso para obtener este carné comenzó el pasado 20 de enero y hasta ahora no ha finalizado. 1876 puntos fijos y móviles en los 24 estados del país se han dispuesto para obtener el documento.

Alimentos restringidos

En Venezuela, desde el año 2016, el gobierno de Maduro comenzó a distribuir alimentos subsidiados a través de los CLAP. Los encargados de la distribución serían las comunidades organizadas, Consejos Comunales, y unidades chavistas como las UBCH (Unidades de Batalla Hugo Chávez).

“La consolidación de los Comités Locales de Abastecimiento y Distribución (CLAP) han permitido llevar los alimentos la Pueblo”, aseguró Maduro.

Anuncios

La instalación de dichos comités no ha estado exenta de críticas, sobre todo porque la nación tiene niveles de desabastecimiento de hasta 80 % desde el año pasado, según asegura la firma Datanálisis.

El objetivo de los CLAP es “enfrentar la ‘guerra económica’ a escala local; combatir el acaparamiento, la usura y contrabando; promover las potencialidades locales para alcanzar la soberanía alimentaria y autoabastecimiento”, todo esto se haría llevando bolsas o cajas de alimentos directamente a los hogares #venezolanos.

Cajas CLAP a $1000

La distorsión económica en Venezuela es brutal. En el coexisten tres tipos de cambio: el dólar a tasa Dipro, que es de 10 bolívares por dólar, destinada a alimentos y medicinas; la tasa Dicom, que varía su valor y actualmente 699, 96 bolívares; y la tasa del dólar paralelo que ronda los 4 000 bolívares.

Usuarios que han tenido acceso a las cajas que distribuyen los CLAP aseveran que el costo es de 10 000 bolívares, lo que equivale a $1000 a la tasa que utiliza el gobierno para importar comida al país.

“Con mil dólares come una familia de cinco miembros por un mes lo que quiera comer, ahí hay muchas irregularidades”, dijo el diputado José Guerra en una entrevista al canal Televén.

Los alimentos subsidiados son importados de diferentes países como México, Costa Rica, Panamá y Estados Unidos. En algunos casos, las cajas contienen 12 y 17 rubros.