Alrededor de las tres de la madrugada, en el barrio milanés de Sesto San Giovanni, ubicado en la zona norte de Milán, se realizaba un control vehicular de rutina. Frente a la estación de San Giovanni, un individuo resultó sospechoso por su manera de moverse en la zona y, fue detenido por los agentes de policía, que le solicitaron la documentación pertinente. Ante el requerimiento, el sospechoso extrayendo un arma disparó sobre el policía más próximo, inmediatamente su compañero respondió a la agresión entablándose un tiroteo, que dio como resultado la muerte de quien sería identificado como el atacante del mercadillo navideño de Berlín.

El tunecino Anis Amri, era exhaustivamente buscado, por las fuerzas de seguridad de toda Europa, por ser el principal sospechoso del atentado que, durante el pasado lunes en la capital de #Alemania, se llevó la vida de 12 personas, dejando 48 heridos.

Anuncios
Anuncios

El Ministro del Interior italiano, Marco Minniti, en declaraciones hechas a La Stampa, hizo saber que Amri, llegó a su país desde Francia y aseguró que el hombre que se tiroteó con los policías de Milán, fue reconocido no sólo por sus características físicas, sino también por el control e identificación de sus huellas dactilares que, coinciden con las dejadas por el terrorista en el camión utilizado en el ataque del lunes. De esta manera no queda ninguna "sombra de duda" sobre su identidad.

Antonio de Lesu, superintendente de la policía de Milán, aclaró que el terrorista llegó a la 1 de la mañana a la estación central de Milán, proveniente de Francia. Se investiga cómo llegó a Sesto San Giovanni y, que hizo allí. Asegura que no se le vio con otras personas y que además de la pistola que llevaba lista para disparar, Amri portaba una mochila en la que había algunos euros, pero en la que no se encontró ningún celular.

Anuncios

Versiones sin confirmación oficial, relatan que la pistola con la que el tunecino le disparó al agente italiano, es la misma que mató al conductor polaco.

Según la versión online de "El País", “tenía dentro de la mochila un billete de trenes del sistema ferroviario francés". Seguramente viajó en el tren desde Saboya, llegó a Italia descendiendo en la estación central de Milán. Desde donde se puede llegar a Sesto San Giovanni, con la línea 1 del metro. Se supone que deambuló por la zona hasta las tres de la madrugada, cuando se produjo el incidente en el que se enfrentó con la policía italiana. Se cree que desde allí pensaba seguir eludiendo a las autoridades, ya fuere a través de la línea de trenes que pasa por San Giovanni, o con la ayuda de cómplices que lo sacarían del lugar.

La patrulla que detuvo a Anis Amri en Milán estaba integrada por dos agentes. Ellos son Christian Movio de 36 años de edad, que deberá ser operado, ya que fue el agente herido por la espalda durante el suceso, y su compañero que resultó ileso, cuyo nombre es Luca Scatà de 29 años de edad. Minitti ha calificado la actuación de estos dos hombres, como "extraordinaria", haciendo mención del orgullo que debe sentir Italia por la eficiencia que demostraron sus fuerzas de seguridad. #Unión Europea #Terrorismo