Ashlee Hutt y su pareja Leeroy Mac McIver de 25 años están acusados de drogar a los hijos de ella con el pretexto de que se trataba de un “zumo para dormir”. El suceso ha tenido lugar en el estado de Washington, en una casa situada en pleno corazón de #Estados Unidos

La madre ha sido detenida bajo una orden de arresto por negarse a acudir al tribunal que la había convocado. Hutt está acusada de tres cargos por sustancias ilegales a #menores y de maltrago en segundo grado. Fueron detenidos después de que oficiales del Servicio de Protección Infantil notaran hematomas en los cuerpos de los menores. Las autoridades de Protección al Menor ya habían sido alertados anteriormente por un amigo de la familia de las condiciones en las que se encontraban los niños. 

Cuando los encontraron, estaban cubiertos de cicatrices, moratones y heridas en una casa infestada por ratas.

Anuncios
Anuncios

Incluso la niña de dos años dio positivo en el test de drogas. El hijo mayor de seis años reveló que se dormían cuando su madre se refería a la sustancia como una “medicina”, lo usaba para que sus hijos se durmieran más rápido. Recuerda como Ashlee Hut mezclaba un polvo blanco con agua y se lo inyectaba a él y a sus hermanas según informó The News Tribune. 

Todo esto sucedió el pasado año, y ahora concluye la investigación penal. La pareja de jóvenes, detenidos desde en el mes de noviembre de 2015, quedaron acusados por cargos criminales y durante el interrogatorio admitieron ser adictos a la droga. 

El vocero Ed Troyer del departamento de Policía del condado de Pierce destacó que el tema de la droga en el país norteamericano da lugar a víctimas constantes por una ola de sobredosis. “Desafortunadamente, con frecuencia encontramos chicos viviendo en malas condiciones, pero no vemos padres que administren intencionalmente #Drogas a sus hijos” añadió. 

Actualmente, los tres hermanos se encuentran en casas de acogidas y con buena salud.

Anuncios

Algo que aún no queda claro son los efectos que puede dejar la sustancia en un futuro.