Se confirma la autoría del Estado Islámico en el ataque con cuchillo de este lunes en la Universidad de #Ohio. El estudiante Abdul Razak Ali Artan de origen somalí es el autor del ataque en el campus universitario. Después de arremeter con un vehículo contra los transeúntes, ataco con cuchillo a varias personas. El ataque dejo un número de 11 heridos entre las personas que circulaban por el recinto. El terrorista fue abatido por la policía e identificado posteriormente con el nombre del estudiante del país africano.

Este estudiante había sido entrevistado por el periódico de la universidad de Ohio, justo en su primer día en el campus.

Anuncios
Anuncios

La entrevista data del 25 de Agosto, en la que Abdul Razak Ali Artan contaba su desconcierto por no saber donde rezar: “Es mi primer día. Es un lugar enorme y no se dónde rezar. Quise rezar al aire libre, pero me dio miedo por todo lo que está sucediendo en los medios de comunicación”. El artículo no identifica al estudiante, había sido una entrevista al azar, pero nos muestra su enorme fe: "Recientemente fuí transferido desde Colombus State. Allí teníamos salas para rezar, habitaciones exclusivas donde podíamos ir a rezar, porque nosotros, los musulmanes, debemos rezar cinco veces al día". Podemos ver la entrevista completa en el enlace de la Universidad.

Los ataques terroristas se han sucedido en un constante goteo sobre los Estados Unidos. El llamamiento del Estado Islámico a sus lobos solitarios para atacar en cualquier parte del mundo, utilizando los medios que estuvieran a su alcance, recrudece la situación de seguridad. Los servicios secretos occidentales se ven desbordados por esta estrategia que utiliza el #DAESH.

Anuncios

Los sistemas de seguridad no son efectivos cuando el enemigo puede ser cualquier persona, esto es un factor determinante en la guerra de terror que nos plantean.

Las personas involucradas en estos actos de #Terrorismo, suelen ser ciudadanos totalmente integrados, que no causan la más mínima sospecha. El adoctrinamiento se realiza por medio de las redes sociales, incluso las redes de adoctrinamiento utilizan la Internet profunda en muchas ocasiones, haciendo imposible su desmantelamiento. Los retos en seguridad son inmensos y la solución a este problema es un reto para occidente.